The words you are searching are inside this book. To get more targeted content, please make full-text search by clicking here.
Discover the best professional documents and content resources in AnyFlip Document Base.
Search
Published by Embajada de la República Dominicana en Portugal, 2017-06-15 15:43:33

Historia de la Educacion en RD

HISTORIA LEGAL
DE LA

EDUCACIÓN SUPERIOR DOMINICANA
-CON LEYES Y DECRETOS ANEXOS-
( 1518-2001 )

Por : FÉLIX FARÍAS CAMPOS

SANTO DOMINGO
2002

1

INDICE

TEMAS PAGINAS

Introducción......................................................................................................................3
Historia Legal de la Educación Superior Dominicana

Marco teórico ...................................................................................................................6
Cuerpo del trabajo ............................................................................................................7

Instituciones Relacionadas con la Educación Superior
El CONES ......................................................................................................................13
ADRU .............................................................................................................................22
ADAA .............................................................................................................................24
ADOU .............................................................................................................................26
FUDES ............................................................................................................................31
ASIES.. ............................................................................................................................32

ANEXOS
Anexo 1 ..........................................................................................................................35
Anexo 2 ..........................................................................................................................36
Anexo 3 ..........................................................................................................................37
Anexo 4 ..........................................................................................................................40
Anexo 5 ..........................................................................................................................43
Anexo 6 ..........................................................................................................................44
Anexo 7 ..........................................................................................................................47
Anexo 8 ..........................................................................................................................50
Anexo 9 ..........................................................................................................................52
Anexo 10.........................................................................................................................53
Anexo 11.........................................................................................................................55
Anexo 12.........................................................................................................................56
Anexo 13.........................................................................................................................58
Anexo 14.........................................................................................................................59
Anexo 15.........................................................................................................................61
Anexo 16.........................................................................................................................63
Anexo 17.........................................................................................................................72
Anexo 18.........................................................................................................................77
Anexo 19.........................................................................................................................79
Anexo 20.........................................................................................................................85
Anexo 21.......................................................................................................................101
Anexo 22.......................................................................................................................114

2

INTRODUCCIÓN

El presente trabajo "Historia Legal de la Educación Superior Dominicana, 1518-2001”
surge como sugerencia del Doctor Claudio Rama, Director Ejecutivo del IESALC, quien nos
contrató para que colaboráramos con un esfuerzo que en este tenor realiza la UNESCO en
América latina y el mismo es el resultado de los años que hemos estado inmersos en el sistema
universitario del país; en los que nos hemos movido desde profesor universitario, pasando por
funcionario universitario, hasta funcionario del Consejo Nacional de Educación Superior,
CONES; situación, esta, que nos ha permitido comprobar la inexistencia de documentación
suficiente sobre el origen legal del Sistema Educativo del Nivel Superior Dominicano, así
como también de las instituciones que agrupan o asocian universidades.

El documento que usted tiene en sus manos constituye un recuento histórico en el cual
describimos la parte legal del origen y conformación del Sistema de Educación Superior
Dominicano. -Es por esto un juicio profesional valorando lo que realmente tiene algún valor
legal del grupo objeto de estudio y en los casos en que no existe valor alguno simplemente
hacemos citas-.

Esperamos que el presente ensayo se convierta en un humilde aporte a la literatura de la
Educación Superior del país y América latina que carece en demasía de una producción
literaria, generada por los verdaderos actores del sistema universitario de la zona.

3

Dentro de las documentaciones que hemos encontrado en nuestro estudio previo a este
trabajo y que han abordado temas afines se encuentran las que citamos a continuación:

La historia de la Educación Superior Dominicana que solo ha sido abordada por nosotros
en los ensayos que con los títulos “Apuntes sobre Educación Superior dominicana” e
“Historia de la Educación Superior dominicana”; de manera especifica, aún cuando el tema ha
sido desarrollado por expertos de otros países que han escrito sobre la historia de este sector
de la educación de su país o de la región de América Latina y el Caribe.

El número de instituciones de estudios superiores privadas del país (Universidades e
Institutos Superiores), crece de cinco a principio de 1978, a treinta y nueve al 2001. En 23
años 34 instituciones más, en una explicación matemática, a razón de una institución nueva
por cada 8 meses. Este fenómeno ha sido motor de la historia de la Educación Superior
nacional, pues, ha apurado el establecimiento de los controles legales de esta actividad del
diario vivir de los dominicanos.

La carencia de una literatura generada por el propio sistema de Educación Superior
impide que exista en nuestro país suficiente información para conocer o tratar un tema
relacionado con este importante sector del sistema educativo y de la vida nacional.

El ensayo que hemos desarrollado se titula: "Historia Legal de la Educación Superior
Dominicana, 1518-2001" y con el mismo describimos el origen del estado actual del sistema,
sin entrar en detalles ni hacer juicios de valores sobre los problemas y virtudes del sector
Educación Superior del país.

Hemos logrado, además, mostrar una visión global de la historia del sistema de
universidades dominicanas, con lo que se puede apreciar una macro visión legal del sistema
de la Educación Superior del país.

4

Describimos el soporte legal del origen de algunas de las instituciones de estudios
superiores, para que el lector pueda apreciar las legislaciones que soportaron el
comportamiento de las instituciones de Educación Superior para el periodo estudiado.

Para desarrollar este trabajo procedimos ordenando cronológicamente los hechos sin
considerar su importancia particular.

Este trabajo contiene en su primera parte una breve historia del origen de la Universidad
Autónoma de Santo Domingo, por ser esta la primera institución de Educación Superior del
país, y de América, además de ser la referencia obligada de las 31 universidades privadas
existentes. Vale señalar que los decretos y leyes de las instituciones privadas dicen de forma
explicita que se le autoriza a expedir títulos con la misma fuerza legal que la universidad del
Estado.

El Sistema de Educación Superior Dominicano esta compuesto por 32 universidades y 7
Institutos de Estudios Superiores, de todo esto, solo una universidad es puramente estatal en
estructura y funcionamiento; aunque algunas, por ser propiedad de la asociación para el
desarrollo de su provincia digan ser estatales, funcionan exactamente igual que las privadas de
un solo dueño; esta primera parte termina con historia completa de la vida legal de la hoy
Secretaría de Estado de Educación Superior, Ciencia y Tecnología que comenzó como una
simple comisión de instituciones.

En la segunda parte del presente ensayo hemos tratado en forma breve la historia
ilustrada de las asociaciones universitarias y de los institutos superiores, esto, por la incidencia
que estas instituciones han tenido en el desarrollo de este sector.

Luego en la tercera parte presentamos la historia sucinta de los presidentes que ha tenido
el consejo nacional de Educación Superior, lo cual no deja de tener singular importancia,
porque en un país presidencialista, como todos los latinoamericanos, el
“jefe” personaliza las funciones de la institución, y como tal incide en el curso de su historia.

5

MARCO TEÓRICO CONCEPTUAL

Por amplitud del campo semántico de algunas palabras utilizadas en la Educación
Superior Dominicana es necesario conceptualizar lo siguiente

Extensión: aunque se conoce y usa en el sentido científico de la Educación Superior que
significa vinculación de la universidad con la comunidad, en algunas ocasiones aparecerá la
palabra extensión refiriéndose a un Campus diferente del principal o sede de una
universidad, tal es el caso de decretos o resoluciones que crean extensiones universitarias.
Indistintamente se usan en nuestra legislación los términos Recinto, campus y extensión para
referirse a otro establecimiento de la misma universidad.

La palabra Carrera es usada indistintamente como Programa, en uno y otro caso alude o
refiere el conjunto de asignaturas, su distribución y organización, que debe cursar y aprobar
un estudiante para merecer el otorgamiento de un grado.

Otros términos que se utilizan como sinónimos al referirse a una misma carrera son los de:
Menciones, Concentraciones o Salidas todos se refieren a las diferentes especialidades de
una misma carrera.

En la República Dominicana a los estudios realizados antes de obtener un grado no se
le llama Pregrado como en el resto de América latina, aquí les llamamos estudios de grado, de
igual manera suele llamársele a las especialidades postgrados, por lo que en ocasiones
aparecen resoluciones o decretos que aprueban o autorizan a una universidad a impartir un
postgrado en una determinada área.

6

CUERPO DEL TRABAJO

El origen más remoto del que se tiene conocimiento en la Educación Superior
dominicana es la creación en el 1518 del estudio General de los Padres Dominicos, que luego
de 20 años operando, gestiona ante el Estado Vaticano la conversión en universidad, lo que
consiguen en octubre del 1538 con la creación de la Universidad Santo Tomás de Aquino.

La Universidad Santo Tomás de Aquino fue creada mediante la Bula papal In
Apostolatus Culmine, expedida el 28 de octubre de 1538, por el Papa Paulo III, la cual elevó
a la categoría de universidad el Estudio General que los dominicos regenteaban desde el 1518,
en Santo Domingo, sede virreinal de la colonización y el más viejo establecimiento colonial
de educación sistemática del Nuevo Mundo. La Universidad de Alcalá de Henares fue su
modelo y como tal fue portaestandarte de las ideas renacentistas que surgían del mundo
medieval, del que emergía la España de los días de la conquista.

La naciente Universidad inició sus enseñanzas organizadas en cuatro Facultades:
Medicina, Derecho, Teología y Artes, conforme a las normas establecidas en la época para
las instituciones similares de la metrópoli. Los estudios de Artes incluyan dos modalidades, a
saber: el Trivium que comprendía la Gramática, la Retórica y la Lógica, y el "Quatrivium",
que englobaba la Aritmética, la Geometría, la Astronomía y la Música.

Así nace la hoy Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), que fue fundada en
1538, primera del Nuevo Mundo, Concedida y regida hoy día por la Ley No. 5778, del 31 de
diciembre de 1961 (y por las modificaciones introducidas por la Ley No.292, del 12 de junio
de 1964) de las que hablaremos en detalles más adelante.

Al hablar de la historia legal de la Educación Superior Dominicana, necesariamente hay
que tocar la vida de la UASD, dado que es el origen del sistema.

7

BREVE DESARROLLO HISTORICO DE LA UASD.

Desde 1538 hasta 1800 la universidad Santo Tomas de Aquino se mantiene bajo la
dirección de los Padres Dominicos manifestando solo novedades en su crecimiento e
integración de nuevas facultades según ocurría en la España del momento.

En el año 1801 como consecuencia de la ocupación haitiana al país, la Universidad
interrumpió su funcionamiento porque los dominicos que la regenteaban abandonaron la
colonia para trasladarse a cuba. Se reabrió en el año 1815, al volver la colonia a la soberanía
española, pero a partir de esa fecha adopta el carácter laico abandonando el estrictamente
religioso que le daban los padres dominicos.

Entre el 1815 y el 1821 funcionó bajo el rectorado del Dr. José Núñez de Cáceres, quien
más tarde propicia la llamada Independencia Efímera de la República.

La Universidad vuelve a cerrar sus puertas en 1822, debido a que gran número de sus
estudiantes fueron reclutados para el servicio militar por orden del régimen haitiano que
gobernaba la nación, en la invasión que duró desde el 1822 hasta la independencia definitiva
del 1844.

Con la consumación de la independencia de la República en 1844, renace en los
dominicanos la voluntad de restablecer la Universidad, símbolo de tradición cultural y
orgullo propio de la nacionalidad recién adquirida. Respondiendo a ese reclamo, el 16 de
junio de 1859, el Presidente Pedro Santana promulgó una ley que restablecía la antigua
Universidad de Santo Domingo, con una composición académica similar a la de las
universidades medievales (cuatro facultades: filosofía, Jurisprudencia, Ciencias Médicas y
Sagradas Letras) y como una dependencia del gobierno central a través de la Dirección
General de Instrucción Pública y del Secretariado de Estado correspondiente, pero por razones
de las contingencias políticas, la citada disposición no fue ejecutada y la Universidad no se
reabrió.

El 31 de diciembre de 1866, se creó, por decreto, el Instituto Profesional, que funcionó
en lugar y en sustitución de la antigua Universidad de Santo Domingo.

El día 10 de mayo de 1891, el Instituto Profesional cerro sus puertas, hasta el día 16 de
Agosto de 1895, que reapareció bajo el rectorado del Arzobispo Meriño.

El 16 de noviembre de 1914, el Presidente de la República, que era a la sazón Rector del
Instituto Profesional, Dr. Ramón Báez, transforma por decreto al Instituto Profesional en
Universidad de Santo Domingo; es en este momento cuando por primera vez se le da el
nombre que hoy lleva.

8

En el anexo 1 ponemos a disposición del lector una copia del texto del decreto sin
número que en 1914 le da el nombre de Santo Domingo y la categoría de universidad a la
única institución de Educación Superior de la época.

Desde el año de 1916 hasta el 1924, la Universidad tuvo que cerrar sus puertas como
consecuencia de la intervención norteamericana al país.

Ya a finales del 1924 la Universidad de Santo Domingo reabre sus puertas como parte de
las aperturas del fin de la intervención de los Estados Unidos al país.

Durante los 31 años de gobierno de Trujillo, la Universidad de Santo Domingo, como las
demás instituciones del país, se vio privada de las libertades más elementales para el
cumplimiento de su alta misión, llegando a convertirse en un instrumento de control político y
propagación de consignas totalitarias, ante cuyos perjuicios nada valieron los escasos
progresos materiales que alcanzó la institución en esos años de gobierno despótico, como fue
la adquisición de terrenos en el inicio de la construcción de la ciudad universitaria.

ORGANISMOS DE GOBIERNO

Los principales órganos de gobierno de la UASD son el Claustro y el Consejo
Universitario, las Asambleas y los Consejos de Facultades, y los Subconsejos de los
Departamentos. En todos estos órganos o instancias del gobierno universitario hubo una
representación estudiantil de un 33%, hasta la reciente labor rectoral del ing. Miguel Rosado,
quien logra reducirla para facilitar el desarrollo, actualización y manejo académico adecuado
de la universidad del Estado Dominicano, el resto de la representación es de los profesores.

El régimen de Trujillo le dedica atención a la Universidad de Santo Domingo. El 18 de
octubre de 1934, el "Generalísimo " se convierte en el primer Dr. Honoris Causa de la
universidad.

Ya en el 1937 se crea la Ley Orgánica Universitaria No. 1398, del 21 de Octubre de
1937, las facultades se aumentan a siete; presentamos una copia de dicha ley en el anexo 2.

En la década del 40 el gobierno de Trujillo dispuso la construcción de la Ciudad
Universitaria, obra valorada en 5 millones de pesos de la época.

Otra ley que esta relacionada con la UASD es la No. 111 sobre exequátur, creada para
regular el ejercicio de profesionales nativos y extranjeros que desean ejercer sus respectivas
profesiones en el territorio nacional, trata también las vías de tramitación que debe ejecutarse
para la obtención de dichos permisos o exequátur de ejercicio profesional en el país, en el
anexo 3 presentamos una copia de la misma, esto nos indica que el gobierno de Trujillo, que a
pesar de todos sus males fue nacionalista, reguló el ejercicio profesional de los extranjeros en
el país máxime en aquella época en que los nuestros eran muy pocos, pues, el desarrollo
cultural y conciencia de la necesidad de ser profesional aun no se habían desarrollado.

9

AUTONOMÍA DE LA UASD.

La ley 5778 del 31 de diciembre del 1961, dotó a la Universidad de Santo Domingo de
Autonomía. A partir de ese momento comenzó a enrumbarse por caminos que le permitieron
alcanzar su equilibrio institucional y un clima de convivencia que le permitió desarrollar todas
sus facultades creadoras. En el anexo 4 pueden ver el texto de la ley de autonomía de la
UASD.

El 17 de febrero de 1962, se eligieron las primeras autoridades bajo el régimen de la
autonomía.

MOVIMIENTO RENOVADOR.

En el mes de septiembre de 1965, luego de finalizada la contienda de Abril, en magna
asamblea de la familia universitaria, se dio inicio al pugnante Movimiento Renovador que
rompe los viejos moldes de Universidad enclaustrada y comienza a cumplir con su verdadera
misión de "Buscar la verdad, proyectar el porvenir de la sociedad y afianzar los valores del
hombre".

Como consecuencia del surgimiento del Movimiento Renovador, se crea el 27 de
septiembre de 1965, el Consejo Universitario Provisional y se elige al Ing. Andrés María
Aybar Nicolás para presidirlo.

El 28 de febrero de 1966, un Claustro ampliado, convocado por una Comisión Electoral,
designada al efecto, eligió al Dr. Julio César Castaños Espaillat, como Rector y a los
profesores Fernando Morbán Láncer y José de Jesús Álvarez Vicioso, como Vicerrectores.

El 14 de marzo de 1966, el Secretario Administrativo de la Presidencia, le comunica al
Ministro de Educación, Bellas Artes y Cultos que el gobierno provisional ha otorgado su
reconocimiento a las autoridades universitarias elegidas en el Claustro ampliado.

El contenido filosófico del Movimiento renovador se resume en las siguientes
orientaciones programáticas:

§ Fijación de la transformación como misión esencial en esa etapa de la Universidad.

§ Asunción por la Universidad de la función de orientadora de la conciencia nacional en
la búsqueda de los ideales de verdad y justicia.

§ Ampliación de la representación de los componentes de la institución en los
organismos de co-gobierno.

10

§ Apertura democrática de la matrícula.

§ Afianzamiento de la libertad de cátedra.

§ Inicio de la revisión curricular para adaptarla a las ideas filosóficas y científicas
imperantes en el mundo civilizado.

Estas ideas sirvieron para confeccionar el articulado del Estatuto Orgánico votado el 28
de mayo de 1966, muy especialmente el contenido filosófico que aparece en la misión, los
fines y las funciones.

Luego del final de la era de Trujillo, en 1961, llegan al país nuevas ideas, se incrementa
la lucha contra los remanentes de la era de Trujillo y se amplían los horizontes de la República
Dominicana de entonces. La Universidad de Santo Domingo, que siempre ha sido
motorizadora de transformaciones sociales logra que el 31 de enero de 1961, el presidente, Dr.
JOAQUÍN BALAGUER promulgue la Ley No.5778, ya citada en el anexo 4, de Autonomía
Universitaria, a través de la cual la UASD pasó a administrarse por sí sola, sin la intervención
del Estado en las decisiones de la vida universitaria.

SUPRESIÓN DEL FUERO.

La ley No. 5778 sobre la autonomía consagraba también el fuero para el recinto
universitario, pero éste fue suprimido por el gobierno de facto del Triunvirato, mediante la ley
No. 292, del 12 de junio de 1964. y de la que detallamos copia para que el lector se edifique
en el anexo 5.

El crecimiento de la Educación Superior privada se inició en 1962 con la creación de la
Universidad Católica Madre y Maestra, que surge precisamente como una respuesta a las
necesidades no satisfechas por la UASD como única universidad existente hasta entonces.

Ya en 1966 además de UCAMAIMA también existía la Universidad Nacional Pedro
Henríquez Ureña (UNPHU), pero la presión social para que más personas tuvieran acceso a la
Educación Superior hace que el congreso de la República apruebe una siguiente ley, la cual se
explica por si sola si se leen detenidamente sus Considerandos, se trata de la ley 273 del 1966,
que establece las condiciones para que el sector privado intervenga en la Educación Superior,
claro que como sector privado al fin se trata del inicio de la empresa de Educación Superior
privada. En el anexo 6 podemos encontrar una copia de dicha ley.

Luego de un año de promulgada la ley 273 fue necesario modificarla para facilitar su
propia aplicación, esto se logra con la ley 236 de cuya estructura se puede ver un facsímil en
el anexo 8.

Siendo la medicina dentro de las ciencias de la salud la que mayor responsabilidad tiene
sobre la vida de las personas, durante el gobierno de Trujillo se habían hecho regulaciones

11

tales como la ley 111 del 1942 sobre exequátur para los graduados en el extranjero, y más
tarde en el 1954 la ley 3756, específicamente para el ejercicio de la medicina. Ya en 1967,
durante el primer gobierno del Dr. Balaguer, se promulga la ley 146, que establece la pasantía
o internado rotatorio como requisito previo para la obtención del exequátur. En el anexo 7
mostramos copia que da detalles de todo lo contemplado en dicha ley.

El crecimiento del sector privado de la Educación Superior generó situaciones no
previstas en la ley 146, por lo que fue necesario modificarla seis años más tarde. Tal es el
caso de la ley 478, el anexo 9 así lo expresa, que modifica la parte capital y se agrega un
tercer párrafo al Artículo 1 de la Ley No. 146 sobre pasantía de médicos recién graduados.

Con el objetivo de conocer el manejo que daban a los fondos provenientes del Estado
los centros educativos del Nivel Superior, el presidente Balaguer crea, ya al final del gobierno
de los doce años, una comisión para evaluar el comportamiento económico de las
universidades respecto de los dineros que reciben del gobierno, ese es el caso del decreto 2742
del 21 de febrero del 1977 que copiamos en el anexo 10.

EL CONES

El más remoto de los orígenes del Consejo Nacional de Educación Superior, CONES, es
el Consejo Nacional de Instituciones de Educación Superior, "CONIES" el cual se crea
mediante el decreto No. 449, del 30 de noviembre de 1978, cuando el presidente Don Antonio
Guzmán Fernández decide formar una comisión que estudie la situación de las universidades
privadas del país, a propósito de las denuncias internacionales hechas en torno a la venta de
títulos profesionales en las universidades dominicanas. El decreto que crea el Consejo
Nacional de Instituciones de Educación Superior, CONIES, organismo antecesor del CONES
y primer intento de buscar una solución al problema de las universidades mercaderes de
títulos y crear un organismo regulador de la Educación Superior del país, está en el anexo 11.

Para proteger la Educación Superior dominicana de los efectos legales a que están
expuestas las pequeñas empresas cuando comienzan a desarrollarse, el presidente Don
Antonio Guzmán Fernández promulga la Ley No. 14 del 14 de diciembre del 1978 que
declara inembargables e inejecutables los bienes de instituciones de Educación Superior
Estatales. En el anexo 12 está la copia de dicha ley.

El presidente Don Antonio Guzmán Fernández, al asumir el gobierno en 1978, luego de
los doce años de gobierno del Doctor Balaguer, le llamó a su gestión la de la recuperación
económica de la nación y a propósito de ello creó una comisión con las principales
universidades existentes en ese momento para que le asesoraran en el uso de los recursos
humanos en la tarea de su lema de gobierno. La copia del anexo 13 da fe de ello con el
Decreto Número 1154 del 10 de septiembre del 1979.

12

Luego de todo esto llega el informe pedido por el presidente Guzmán mediante el
decreto 449. Pero este informe llega en 1980 y el presidente Guzmán no toma ninguna acción
al respecto, más tarde cuando el Dr. Jorge Blanco llega a la presidencia de la República, este
no acoge las recomendaciones de dicho informe y nombra una nueva comisión mediante el
decreto 861, formando la Comisión Nacional de Educación Superior, CONES, que más tarde
se convirtiera en Consejo Nacional de Educación Superior, CONES, que es el organismo que
durante más tiempo reguló la Educación Superior del país.

Ya en 1982 el Presidente de la República Dominicana, Dr. Salvador Jorge Blanco, ante
la presión de organismos de seguridad internacionales que tenían denuncias de obtención no
adecuada de títulos de médicos, especifica y únicamente en las universidades dominicanas, se
integra la Comisión Nacional de Educación Superior (CONES), con la misión de que en un
plazo de 90 días, elaborara un informe al Poder Ejecutivo, recomendando las
reglamentaciones que considere necesarias establecer, así como su mecanismo de aplicación
para la regulación de la Educación Superior en la República; todo esto lo contempla el decreto
861que pueden ver en el anexo 15.

A pesar de que como organismo natimuerto nunca ha operado, y a propósito de que la
Secretaría de Estado, no solo es de Educación Superior sino además de Ciencia y Tecnología,
desde el 1982 existe una estructura legal para esta área. Con la copia del decreto 368 que
mostramos en el anexo 14, presentamos el acta de nacimiento de la Comisión Nacional de
Ciencia y Tecnología, pues, el mismo crea el comité organizador para estos fines.

Con el texto del Decreto Número 1406 del 13 de septiembre del 1983 se crea
“CONACITE” Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología que, aunque nació ligado al sector
de la Educación Superior, es ahora con la ley de Educación Superior Ciencia y Tecnología
cuando ambos deberán compartir un mismo espacio social, el anexo 17 lo muestra. Ponemos,
además, a disposición del lector, en el anexo 18, el decreto 2129 que modifica la
composición del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, eliminando la vicepresidencia
que ostentaba el Asesor Científico del Poder Ejecutivo como miembro del Conacite, para
ponerlo solo por representación del Secretario Técnico de la Presidencia, además, nombra los
tres representantes de la comunidad científica. Conjuntamente con su creación se oficializa el
reglamento del Conacite con el Decreto Número 2130 del 17 de julio del 1984, que
mostramos en el anexo 19.

A propósito del Consejo Nacional de Instituciones de Educación Superior, CONIES
como comisión encargada de proponer la regulación de la Educación Superior Dominicana, se
produjo en el ambiente académico del país una gran actividad, sobre todo en los sectores de la
única universidad estatal, que veía, erróneamente, pues así lo ha demostrado la práctica, que
su poder se disminuiría con la creación de un organismo regulador de la educación
universitaria. A continuación recogemos algunas de las manifestaciones de la época.

En el periódico Ultima Hora un buen día apareció el siguiente articulo:

13

“No hay malquerencia ni exageración en afirmar que el despojo histórico
de que viene siendo víctima la universidad pública por parte de los últimos
gobiernos nacionales y los sectores empresariales, criollos y extranjeros,
que financian las privadas, siempre cuentan con autoridades Uasdianas
enquistadas en las alturas que les sirven de apoyatura; que son, de la
reacción, quinta - columna, quinta - pluma, caballo de Troya y pesebre de
Troya, para decirlo en palabras del intelectual derechista y presidente de la
transnacional informativa EFE, caballero José Maria Ansón.”
(Ultima Hora, 25 de junio, 1981, pág. 16).
El doctor Guarocuya Batista del Villar rector de la UASD, a la sazón enfrentó al
ex-rector, Dr. Hugo Tolentino Dipp. En efecto, el 31 de mayo de 1977, este último envía al
Consejo Universitario una carta de la cual presentamos copia a seguidas:

14

31 de mayo de 1977
Santo Domingo, D. N

Señores Miembros del Honorable Consejo de la Universidad Autónoma de Santo Domingo,
Ciudad Universitaria.

Ha llegado a mis manos un "Anteproyecto de Ley para la creación del CONES" (Consejo
Nacional de Educación Superior), elaborado por el Instituto Tecnológico de Santo Domingo,
en el cual se propone, sin muchos eufemismos, que el Gobierno de la República tome en sus
manos la orientación, vale decir, la misión de las Universidades del país, inclusive de la
Universidad Autónoma de Santo Domingo.

Por lo que esa medida tiene de monstruosa, por su explicita intención de cercenar la
autonomía de la Universidad Autónoma de Santo Domingo, que tanta sangre de juventud ha
costado, me dirijo a ese Honorable organismo a fin de que conozca ese " Anteproyecto" y se
pronuncie públicamente en defensa de una institución que resguarda a la más vieja Academia
de Estudios del Nuevo Mundo del despotismo que tantas veces ha exhibido frente a ella el
actual Gobierno de la República.

Lo extraño, señores Miembros del Honorable Consejo Universitario, es que ese
documento sea conocido por el propio Rector y éste no haya tomado la responsable actitud
que exige la defensa de la Autonomía. Pero todo se explica. Nadie se llame a engaño.

Quien proclame abiertamente que el Instituto tecnológico de Santo Domingo es el mejor
modelo de universidad Dominicana como lo ha hecho desde la rectoría de la Universidad
Autónoma de Santo Domingo el doctor Guarocuya Batista del Villar y quien convoque a
reuniones de Universidades al Secretario de Estado de Educación, Bellas Artes y Cultos para
discutir, precisamente acerca de un consejo Nacional de Educación Superior, no puede tener
fuerza moral para denunciar esta desgraciada trama.

¿Puede el Rector Guarocuya Batista del Villar asegurar públicamente que él ha sido un
opositor de tan monstruoso "anteproyecto?

Por malos caminos trilla sus pasos la Universidad Autónoma de Santo Domingo. Al tenor
del "Ante Proyecto" el Secretario de Estado de Educación, Bellas Artes y Cultos" presidirá las
reuniones del Consejo Nacional de Educación. Que es lo mismo que decir que será el
Presidente de ese "Consejo".

Y a demás, ese "Consejo" se encargará de "trazar los objetivos del sistema de Educación
Superior dominicano a corto, mediano y largo plazo(s)". Velará por "la calidad de la labor de
creación' transmisión y aplicación del conocimiento realizados por las Instituciones de
Educación Superior..." "Cuanta infamia, señores Miembros del Honorable Consejo
Universitario". Hace ya buen tiempo que el Claustro ha debido pronunciarse contra las inicuas
intenciones del "Anteproyecto" de marras.

15

Espero, pues, que ese Honorable organismo tome todas las iniciativas necesarias para
rechazar, con actitud vigorosa, esa peligrosa amenaza contra la autonomía de la Universidad
Autónoma de Santo Domingo.

En mi calidad de universitario que cree profundamente en la autonomía como una
conquista frente a quienes le niegan al pueblo el ejercicio del derecho a la educación, deja
clara mi protesta por las complicidades que desde el seno mismo de la Universidad Autónoma
de Santo Domingo se hubiesen podido expresar en contra de sus logros democráticos.

Queda de Uds. y les saluda con toda consideración.

Hugo Tolentino Dipp.

El Dr. Batista del Villar, sin someterla a la consideración de los destinatarios, el Consejo
Universitario, el 2 de junio imparte instrucciones al Secretario General de la UASD para que
la devuelva al Dr. Tolentino Dipp. Este, una vez más, la remite al Consejo, el día 5 del mismo
mes.

El 14 de junio, del mismo año, 1977, el matutino Listín Diario publica un comunicado de
la UCE en donde su rector junto a otros rectores y personalidades defienden la constitución
del CONIES, a seguidas ponemos a disposición del lector una copia de dicho comunicado:

UNIVERSIDAD CENTRAL DEL ESTE

UCE

SAN PEDRO DE MACORÍS,

REPUBLICA DOMINICANA

A LA COMUNIDAD NACIONAL

Los Rectores de las instituciones que suscriben el presente documento, hacen de
conocimiento público que desde hace alrededor de un año, han venido celebrando reuniones
con el propósito de estudiar la realidad de la Educación Superior Dominicana, para proponer
soluciones conjuntas a los problemas existentes y trazar pautas para el futuro de la misma;
respetando en todo momento las autonomías de cada una de las instituciones participantes.

Reunidos hoy, en San Pedro de Macorís, en el recinto de la Universidad Central del Este
(UCE), tras deliberaciones, ratifican, sujeta a ser refrendada por los respectivos organismos
colegiados de gobierno, su decisión de formalizar el Consejo Nacional de Instituciones de
Educación Superior (CONIES), dirigido a contribuir esencialmente al desarrollo autónomo del
país, desde la esfera de la educación, la cultura, la ciencia y la tecnología.

16

Como parte de la formalización del CONES fue invitado a la reunión el señor Secretario
de Estado de Educación, Bellas Artes y Cultos, quien no pudo asistir y presentó sus excusas.

En San Pedro de Macorís, República Dominicana, a los 13 días del mes de junio del año
1977.

Por la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) Dr. Guarocuya Batista del Villar,
Rector.

Por la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña (UNPHU) Dr. Juan Tomás Mejia Feliú,
Rector.

Por la Universidad Católica Madre y Maestra (UCMM), Monseñor Agripino Núñez Collado,
Rector.

Por el Instituto Tecnológico de Santo Domingo (INTEC), Dr. Eduardo Latorre,
Rector.

Por el Instituto de Estudios Superiores (IES), Dr. Leonel Rodríguez Rib,
Rector.

Por la Universidad Central del Este (UCE ), Dr. José Hazim A.,
Rector.

El Dr. Antonio Rosario, rector de la UASD del 1978 al 1981, el 18 de abril de 1978,
dirige una carta a los ex-rectores pidiéndoles observaciones y comentarios, a la mayor
brevedad posible acerca del Anteproyecto de Estatuto del Consejo Nacional de Instituciones
de Educación Superior (CONIES).

Una de las respuestas es la que le dirige el Ingeniero Andrés Maria Aybar Nicolás,
exrect6r de UASD, con el siguiente texto:

Santo Domingo, D. N.
24 de abril del 1978.

Doctor Antonio Rosario,
Rector Universidad Autónoma de Santo Domingo,
SU DESPACHO.

Distinguido señor Rector:

En atención a su apreciada solicitud del 18 de abril en curso, tengo a bien expresarle lo
siguiente:

17

a) Es nuestro criterio que la UASD, como única institución estatal de Educación Superior
y formadora de casi la totalidad de profesionales dominicanos, le corresponden las funciones
que quieren ahora atribuirle al CONES.

b) Que la UASD debería protestar en forma directa ante el Poder Ejecutivo por la manera
como éste ha manejado, desde el Gobierno Provisional del Doctor García Godoy, la creación
de instituciones llamadas de Educación Superior, sin consulta alguna con su institución
estatal, la cual debió asesorar en todo momento esas autorizaciones, y de acuerdo con la Ley
de Organización Universitaria que nos regia porque si de acuerdo con esta última, nuestra
Universidad estaba autorizada a convalidar títulos expedidos por prestigiosas universidades
extranjeras, con mayor razón debía hacerlo con las recién creadas instituciones dominicanas.

c) Dado ya el caos creado por esa medida inconsulta y con la proliferación a que se ha
llegado con ese tipo de instituciones, debería la UASD hacer valer su condición y esperar el
momento oportuno para pedir la revisión de esas autorizaciones en base a un reglamento de
acreditación, que redacte una comisión de alto nivel de la UASD.

A este reglamento deberán someterse esas "instituciones de Educación Superior" a fin de
obtener que sus títulos sean convalidados con los que expide la UASD, y también para evitar
que se establezcan nuevos comercios con la educación

d) Hacer ahora reservas de su derecho para cuando sea posible ejercerlos y mientras
tanto, postergar en forma cortés, toda diligencia que tienda a validar de nuestra parte aquellas
creaciones inconsultas.

Muy atentamente le saluda

Ing. Andrés Ma. Aybar Nicolás

Otra es la externada por el Dr. Rafael Kasse Acta, quien en una entrevista publicada en el
periódico El Nacional en fecha 22 de marzo de 1979, defiende la participación de la UASD en
el Consejo de Eucación. Copiamos el texto de la publicación:

El Nacional, 22 de Marzo 1979, página 8.

DEFIENDEN PARTICIPACIÓN UASD EN
CONSEJO EDUCACIÓN SUPERIOR

Por Frank Alba

Un ex-rector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo defendió hoy la
participación de ese centro académico en el Consejo Nacional de Educación Superior
(CONIES).

18

El CONIES está integrado por los principales centros de estudios superiores del país y
tiene como finalidad frenar la proliferación indiscriminada de universidades, y coordinar las
actividades de las existentes.

Sin embargo, el Doctor Rafael Kasse Acta Condicionó la integración de la UASD a ese
organismo a que se cumplan los siguientes requisitos:

1.- Que el CONIES no sea oficializado.
2.- Que la autonomía de la universidad del Estado no resulte afectada y,
3.- Que la convalidación de títulos, grados o asignaturas no sea obligatoria para todas las

universidades.

En relación con este último punto el Doctor Kasse Acta explicó que la UASD no debe
comprometerse de antemano a aceptar la convalidación con otras instituciones que tienen un
nivel académico inferior, sino con aquellos centros que igualen su índice de enseñanza.

Sectores universitarios discuten en la actualidad la conveniencia o no de que la
universidad pública se integre al Consejo Nacional de Educación Superior. Estiman que la
participación de la UASD en el mismo frenaría la educación pública, ya que en él tienen
representación mayoritaria las universidades privadas.

Forman parte del CONIES las universidades Pedro Henríquez Ureña, Católica Madre y
Maestra, el Instituto Tecnológico de Santo Domingo y el Instituto de Estudios Superiores.

Cuando en el año 1970 el Doctor Kasse Acta se desempeñaba como rector de la
Universidad del Estado, propuso la formación de un Consejo de Rectores, y este organismo
fue la base constitutiva del CONIES. Por esta circunstancia se le considera a él como el
principal promotor de la entidad que en la actualidad agrupa a las principales universidades
del país. Formalmente el CONIES quedó constituido en el año 1970 durante una reunión
celebrada en el INTEC.

La UASD fue invitada, por la UNPHU, la UCMM, el IES (hoy UNAPEC) y el INTEC,
para que se integrara a la entidad. Pero aún las autoridades de ese centro no han decidido su
ingreso.

Expresó que no debe temerse a la alianza de la UASD con otras universidades en un
organismo regulado, ya que agrupaciones similares al CONIES existen en la mayoría de los
países de América y de Europa.

Estimó el Doctor Kasse Acta que la única forma de enfrentar eficazmente la proliferación
de centros de estudios Superiores privados es coordinando una acción conjunta con los
existentes hasta la fecha de formación del CONIES. Dijo que su apoyo a que la UASD se
integre a este organismo se debe a razones de tipo histórico y como consecuencia de un
estudio objetivo de la realidad latinoamericana. Durante la época en que ocupó la presidencia
de la Unión de Universidades de América Latina (UDUAL).

19

Dijo que después del análisis de esa realidad efectuado en México, conjuntamente con un
grupo de rectores, en el año 1970 fue que propuso la formación del Consejo de Rectores,
elaborando junto con el doctor Tirso Mejía Ricart, el estatuto que sería la base para el Consejo
Nacional de Universidades .

Consideró que si la UASD ingresa al CONES, los principios del Movimiento Renovador,
en ningún momento deben ser tocados.

Dijo que recientemente envió al actual rector de la UASD, Dr. Antonio Rosario una
Comunicación escrita, a requerimiento de éste, donde fija su posición en torno a esta situación
que en la actualidad es tema de debate entre la familia universitaria.

Agregó el ex-rector universitario que el organismo debe ser preservado de toda influencia
oficial y que por lo tanto ningún funcionario gubernamental debe llegar a formar parte del
mismo.

La comisión designada por el decreto 861 rindió un informe al presidente Jorge Blanco, y
éste, en base a las recomendaciones de este informe, crea finalmente, mediante el decreto
1255 del 25 de julio del 1983, el Consejo Nacional de Educación Superior, como primer
organismo regulador del funcionamiento del Sistema de la Educación Superior Dominicana, y
que rigió este sector hasta julio del 1996, siendo la primera institución académica universitaria
reguladora del sector, en el anexo 16 hay una copia del decreto 1255.

En 1986 el Consejo Nacional de Educación Superior elabora lo que llamó Diagnóstico de
la Educación Superior Dominicana y en el cual se describe en forma somera la situación de
la Educación Superior del país y su comportamiento desde 1966 a 1985. Este documento
centra su atención en que en 1961 solo existía la universidad del Estado con una matrícula de
tres mil estudiantes mientras que en 1985 ya hablan veinte universidades y la población
estudiantil era de alrededor de 124 mil estudiantes. Indica que este proceso se desarrolló en el
marco de una legislación incompleta e imprecisa y sobre todo ante una política estatal de dejar
hacer "Laissez-Faire".

Este estudio describe la poca similitud entre las instituciones de Educación Superior, a tal
punto que de establecer una escala que las agrupara a todas, dicha escala se movería, desde
universidades con elevados niveles de excelencia académica y auto-exigencia, hasta otras
"universidades" con grandes y graves deficiencias académicas y administrativas.

Presenta además, una descripción de la situación económica del país durante el periodo
objeto de estudio 1966-1985. Trata la formación del "Consejo Nacional de Instituciones de
Educación Superior, "CONIES" en 1979. Así como también la formación de la "ADRU" o
Asociación Dominicana de Rectores de Universidades, en 1980, la creación del CONES
"Consejo Nacional de Educación Superior" en 1983, y un estudio comparativo de los fines y
características principales que dicen las universidades que promueven según sus
documentaciones que fue lo que constituyó la materia prima de ese estudio.

20

Ya en el año de 1996 durante el mes de julio, período de transición entre los gobiernos
del Dr. Joaquín Balaguer y el Dr. Leonel Fernández, el presidente del CONES a la sazón Lic.
Héctor Rodríguez Cruz, somete y logra su aprobación de la presidencia de la República, del
decreto 259-96, que contiene el más amplio dispositivo legal que hasta entonces se conociera
en la Educación Superior Dominicana (ver anexo 20), pero en dicho decreto, que más tarde
contaría con más de un 70% aprobado de consenso por todos los sectores ligados al medio
educativo, hubo artículos que llamaron la atención, como el que obligaba a todos los
graduandos de todas las carreras a hacer pasantía como requisito para obtener un título
profesional. Otro hecho era el que elevaba a la categoría de Secretario de Estado al presidente
del CONES.

Más adelante, el 16 de agosto del 1996 cuando la Lic. Alejandrina Germán, llega a la
presidencia del CONES como parte del gabinete de gobierno del Dr. Leonel Fernández, centra
sus primeros esfuerzos en la parte legal del CONES, logrando el documento de mayor
consenso que conoce la historia de la Educación Superior Dominicana; es preciso decir que no
se sabe si este consenso se debe al liderazgo de la presidenta del CONES entrante, o, al
rechazo universal en contra del saliente. En efecto el 14 de octubre del 1996 se promulga el
decreto 517-96 que cuenta con la aprobación expresa, pública y manifiesta de todos los
sectores ligados a la Educación Superior del país. En el anexo 21 recogemos textualmente el
decreto 517-96 para la mejor edificación del lector.

PRESIDENTES DEL CONES

A continuación enumeramos los diferentes presidentes que tuvo el CONES desde su
fundación hasta el 2001 en que desaparece como institución y da paso a la SEESYT. El
primer presidente del CONES lo fue el Dr. Luis Emilio Montalvo Arzeno, quien dirigió la
institución del 1983 al 1985, designado por el Dr. Jorge Blanco.

El Doctor Montalvo, siquiatra y educador, asume el CONES luego de cerradas CETEC y
UCIFAS, situación que debió enfrentar además de instaurar el CONES en su condición de
fundador, en situación de fundador, en situación precaria, como todos los inicios, a su salida
dejó un CONES establecido. Le sucedió el Dr. Virgilio Bello Rosa, también nombrado por el
presidente Dr. Jorge Blanco, quien duró un año en el cargo ostentándolo desde el 1985 hasta
el 1986.

Luego, el presidente Balaguer nombra en la presidencia del CONES al Dr. Rafael Gautreaux,
quien al momento de su designación se encuentra fuera del país por lo que no asume el cargo
por varios meses. A su regreso al país, se integra al cargo. Luego es sustituido, y en su lugar
es designado el Dr. Juan Tomás Mejía Feliú, quien trata de hacer valer las bases legales del
CONES, por lo que entra en fricción con algunos sectores de la Educación Superior del país,
cuando ordena el cierre de varios extensiones de universidades, alegando la no autorización
por parte del CONES para que las mismas operaran, estas decisiones generaron revuelo en la
vida universitaria dominicana, sobre todo por los intereses afectados, pues se trataba del
cierre de recintos universitarios y en este país es muy difícil, para no decir imposible,

21

establecer la frontera de donde termina la universidad comienza la empresa y viceversa. El
presidente Balaguer no le dio al Dr. Mejía Feliú el apoyo que demandaban las circunstancias,
por lo que éste renuncia al cargo. Presidió el CONES por un año, del 1986 al 1987.

El presidente Balaguer designa a la Dra. Altagracia Bautista de Suárez, quien se convierte en
la persona con mayor permanencia en la presidencia del CONES la Dra. Tatá Bautista, como
se le conoce popularmente, dirigió el CONES del 1987 al 1994.

En mayo del 1994 el Dr. Balaguer designa a la Dra. Bautista de Suárez en la Administración
de la Lotería Nacional y al Dr. José Andrés Aybar Sánchez en la presidencia del CONES,
quien duró hasta mayo del 1995.

El nombramiento del Dr. Aybar como Secretario de Estado de Educación, CONES permite
que el presidente Balaguer designe al Lic. Héctor Manuel Rodríguez Cruz al frente del
CONES, quien lo preside por un año de mayo del 1995 a agosto del 1996. luego, el
presidente Leonel Fernández nombra con rango de Secretaría de Estado a la Lic. Alejandrina
Germán el 16 de agosto del año 1996. Ya al final del año de 1999 el presidente Fernández
designa a la doctora Ana Silvia Reinoso de Abud, quien es sustituida por el doctor Luis Iván
Brugal por designación del mismo doctor Fernández y quien ostenta el cargo durante la
transición de gobierno, hasta que el presidente Hipólito Mejía nombra al Lic. Andrés Rafael
Reyes Rodríguez quien se mantiene en el cargo desde el inicio del gobierno del presidente
Mejía.

SECRETARÍA DE ESTADO DE EDUCACIÓN SUPERIOR CIENCIA Y
TECNOLOGÍA

Esta es la primera institución creada por ley para regular la Educación Superior
Dominicana, y aunque desde 1978 existió un real intento de regular por decreto la educación
universitaria, sobre todo por crecimiento desproporcionado de las universidades privadas,
acompañado de un manejo académico inadecuado, en algunos casos, no es sino con la ley
139-01 cuando se logra esta realidad. Cabe notar, sin embargo, que una de las situaciones
legales más incomodas que vivió el CONES creado por decreto, es que había universidades
creadas por ley a las que debía regular.

DE LA ADRU.

La Asociación Dominicana de Rectores de Universidades ( ADRU) es una institución de
carácter privado sin fines de lucro, cuya personería jurídica le fue otorgada mediante el
Decreto número 2548 del 3 de julio de 1981, en base, a lo que establece la ley No. 520 sobre
las asociaciones que no tienen por objeto fines pecuniarios. Tiene su domicilio en Santo
Domingo, capital de la República Dominicana, en la calle Luperón esquina Hostos, 2do. Piso
de la zona colonial.

22

La ADRU fue fundada en el año 1980 por un grupo de rectores con el propósito de
fomentar la comunicación interuniversitaria, estudiar las características de la Educación
Superior en el país y servir como portavoz de opiniones, de las universidades dominicanas.

Los Rectores fundadores fueron:

Monseñor Agripino Núñez Collado, de la Pontificia Universidad Católica Madre y
Maestra; Dr. Juan Tomás Mejía Feliú, de la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña;
Dr. Leonel Rodríguez Rib, de la Universidad Acción Pro Educación y Cultura; y el Dr.
Eduardo Latorre, del Instituto Tecnológico de Santo Domingo.

Originalmente, la ADRU fue establecida como Asociación de Rectores, pero el 19 de
abril de 1983 la Asamblea acordó que la ADRU pasaría a ser una Asociación de
Universidades, representadas por sus Rectores.

Los objetivos Institucionales son:

a) Fomentar, la comunicación interuniversitaria a través de las universidades Asociadas
como medio de promover un intercambio de inquietudes y experiencias en materia de
Educación Superior y en asuntos relacionados con aquella.

b) Estudiar, las características de la Educación Superior del país y fomentar trabajos
institucionales para la búsqueda de solución o mejoramiento de la problemática de la
Educación Superior dominicana.

c) Estimular, en la medida de sus posibilidades, la educación de eventos académicos
sobre los problemas de la Educación Superior dominicana, específicamente, y sobre
la realidad dominicana en general, favoreciendo la materialización de esfuerzos
comunes en el esclarecimiento de dichos problemas.

d) estimular, el estrechamiento de lazos entre sus miembros mediante el fomento de
acciones educativas e intercambios, tanto en el plano de la docencia como en el de la
extensión y el de la investigación.

e) Dar a conocer sus opiniones en torno a temas educativos, científicos y culturales ante
los organismos representativos de la comunidad nacional e internacional.

f) Promover, el establecimiento de lazos de intercambios y de amistad con los
organismos nacionales e internacionales relacionados con la educación, así como las
Asociaciones o Consejos de Rectores o Universidades que persiguen fines similares.

g) Fortalecer y promover, el desarrollo de las instituciones de Educación Superior y
principalmente pertenecientes a la Asociación, dentro del marco de autonomía y
pluralismo académico.

23

Actualmente la ADRU la componen las siguientes Instituciones:

§ Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña ( UNPHU )

§ Universidad Acción Pro Educación y cultura ( UNAPEC )

§ Universidad Central de Este ( UCE )

§ Instituto Tecnológico de Santo Domingo ( Intec )

§ Universidad Nordestana ( UNNE )

§ Instituto Tecnológico del Cibao Oriental ( UTECI )

§ Universidad Iberoamericana ( UNIBE )

§ Instituto Tecnológico del Cibao Oriental ( ITECO )

§ Universidad Católica santo Domingo ( USCD )

La ADRU agrupa nueve universidades de las 29 existentes en el país, se disputa con
ADOU, que también agrupa 9, la hegemonía en la dirección asociada de la Educación
Superior del país. En el ambiente universitario se dice que la ADRU agrupa la élite de la
Educación Superior, pero lo que sí es comprobable es que reúne las instituciones que aplican
baja académica con mayor rigor, por lo que se puede establecer sin temor alguno que este
grupo posee más calidad académica, pues mientras en una universidad de la ADRU un
estudiante es separado de la institución por baja académica, en otros grupos se puede apreciar
en el récord de calificaciones de un graduado, que reprobó 35 de 58 asignaturas que posee su
pensum, y es obvio que en esas circunstancias no se debe hablar de excelencia académica.

DE LA ADAA.
La Asociación Dominicana de Auto Estudio y Acreditación, ADAA, fue creada por los

rectores miembros de la ADRU, con el propósito de velar por la calidad de la Educación
Superior Dominicana. Consecuentemente con este propósito, la ADAA firmó un convenio de
colaboración con la Midle States Association of Colleges and Schools, para recibir asesoría
técnica y adiestramiento para la ejecución de este programa..

Con la finalidad de lograr este objetivo, la ADAA desarrolló el programa siguiente:

§ Determinó las áreas que serian cubiertas en el Auto estudio y una vez de finidas éstas,
se elaboró la guía del autoestudio, luego se realizaron dos talleres en los cuales
participaron 80 académicos universitarios dominicanos.

24

§ Otras de las actividades fue la elaboración de los Criterios de excelencia, los cuales
servirán de marco de referencia a las instituciones para su autoestudio.

§ Durante los meses noviembre y diciembre del 1988, se presentó el esquema y el plan
que seguirían las instituciones miembros para el Autoestudio. Aprobado este por la
ADAA, se procedió a formar las diversas comisiones de trabajo las cuales sufrieron
ligeros cambios a través de todo el proceso.

§ Como procedimiento se estableció que las universidades irían llenando los vacíos que
se descubrieran a través del Autoestudio.

§ La ADAA ayudó al desarrollo del Autoestudio mediante la celebración de diversos
talleres, lograron que en la ADRU también se propiciara que cada universidad sea
visitada por un técnico de la Middle States Association of Colleges and Schools para el
asesoramiento posterior.

La ADAA estuvo formada por las siguientes instituciones:

1) Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña,

2) Instituto de Estudios Superiores (IES) (Decreto No. 2985 del 12 de noviembre de 1968),
hoy UNAPEC.

3) Universidad Central del Este, (UCE)

4) Instituto Tecnológico de Santo Domingo, (INTEC)

5) Centro de Estudios Técnicos, (CETEC) (Decreto No. 3784 del 14 de agosto de 1973),
clausurada en 1982.

6) Centro de Investigación, Formación y Asistencia Social, (CIFAS) (Decreto No.3936 del 9
de octubre de 1973).Clausurada en 1982.

7) Instituto Nacional de Ciencias Exactas, (INCE) (Decreto No.415 del 10 de diciembre de
1974).

8) Universidad Tecnológica de Santiago, (UTESA).

9) Escuelas O & M Universidad Dominicana.

10) Universidad Internacional Eugenio Maria de Hostos.

11) Universidad Mundial, (Decreto No. 3460 del 29 de junio de 1978), clausurada en 1991.

12) Universidad Nordestana.

25

DE ADOU.
Conocida la ADRU como organismo que agrupa a varias universidades, algunos rectores

se acercan a ella en busca de afiliar a dicha institución sus respectivas universidades,
encontrándose con cierta resistencia, pues, la ADRU aunque no de manera expresa, no quiere
en su seno universidades de las llamadas sin calidad académica, es entonces cuando un grupo
de representantes de universidades y rectores entre otros se deciden a formar una asociación
que agrupe sus universidades y forman la Asociación Dominicana de Universidades, ADOU.
Institución que se disputa con la ADRU el liderazgo entre las asociaciones universitarias, sin
lograrlo ninguna, porque cada una posee nueve instituciones afiliadas.

La ADOU fue fundada el día 3 de noviembre de 1987, por un grupo de personas que más
tarde han tenido importantes funciones en la vida educativa de la nación, para ilustración de
esto veamos una copia del acta de la primera asamblea constitutiva incluyendo, por supuesto,
su lista de asistentes:

ACTA DE LA PRIMERA ASAMBLEA GENERAL CONSTITUTIVA DE LA
ASOCIACIÓN DOMINICANA DE UNIVERSIDADES (ADOU), LA CUAL SE
ORGANIZA DE ACUERDO CON LAS LEYES DE LA REPUBLICA DOMINICANA.

En la ciudad de Santo Domingo de Guzmán, capital de la República Dominicana, a los
tres (3) días del mes de noviembre del año mil novecientos ochenta y siete (1987), siendo las
10:00 horas de la mañana.

Los miembros de la Asociación Dominicana de Universidades (ADOU), así como otras
personalidades invitadas, asociación que no tiene por objeto beneficios pecuniarios, se han
reunido en Asamblea General Constitutiva, en el salón Acuario del Hotel Lina, situado en la
esquina que forman la avenida Máximo Gómez y la avenida 27 de febrero de ésta ciudad, en
virtud de convocatoria verbal, escrita y telegráfica, de conformidad con el Título X de los
estatutos.

El Dr. Príamo Rodríguez Castillo asumió las funciones de Presidente de la Asamblea, y
el Lic. Arnaldo Rafael Peña Ventura, de la Secretaría, con votación y aprobación de todos los
presentes. Asimismo, fue nombrado por unanimidad el Prof. Daniel Cabrera Zorrilla, Asesor
Educativo de la Cámara de Diputados, como moderador de la referida Asamblea.

El Secretario redactó una lista de presencia, conteniendo los nombres y los cargos de las
instituciones a las cuales pertenecían, la cual fue certificada por el Presidente y el Secretario.

Dicha lista fue leída por todos los miembros e invitados especiales, después de aprobarla
y encontrarla conforme.

Según dicha lista concurrieron a esta Asamblea los siguientes miembros y representantes:

26

Dr. Príamo A. Rodríguez Castillo, Rector, Universidad Tecnológica de Santiago; Lic.
Manuel Rodríguez Castillo, Vicerrector Administrativo, Universidad Tecnológica de
Santiago; Lic. Juan José de la Cruz, Vicerrector de Desarrollo, Universidad Tecnológica de
Santiago, Lic. Zunilda Olivo de Sued, Vicerrectora Académica, Universidad Tecnológica de
Santiago, Lic. Arnaldo Rafael Peña Ventura, Secretario General, Universidad Tecnológica de
Santiago; Agrim. Daniel Cabrera Zorrilla, Director Académico, Recinto Santo Domingo de
Guzmán, Universidad Tecnológica de Santiago; Lic. César Mejia, Director Financiero,
Recinto Santo Domingo de Guzmán, Universidad Tecnológica de Santiago; Dr. Ángel
Hernández, Director Depto. de Planeamiento, Universidad Tecnológica de Santiago; Rev.
Félix Rosario, Director Depto. de Planeamiento, Universidad Nordestana; Dr. Pedro R.
Vásquez, Rector Universidad Tecnológica del Sur; Lic. Miriam Ovalle, Decano Planeamiento
y Desarrollo, Universidad Tecnológica del Sur, Lic. Dominicana Pérez, Vicerrectora
Ejecutiva, Universidad Tecnológica del Sur; Lic. Atenia Matos, Decano Académica,
Universidad Tecnológica del Sur; Dr. José Andrés Aybar S., Rector, Instituto Tecnológico del
Cibao Oriental; Rev. Rafael Marcial Silva, Rector, Universidad Eugenio Maria de Hostos;
Lic. Carmen M. Castillo, Vicerrectora Académica, Universidad Eugenio Maria de Hostos; Dr.
Francisco García B., Vicerrector Académico Universidad Odontológica Dominicana; Dr.
Danilo Been Ricardo, Rector Universidad Interamericana; Lic. Orestes Natera, Vicerrector
Académico, Universidad Adventista Dominicana; Lic. Cristóbal Torres, Vicerrector
Financiero, Universidad Adventista Dominicana; Lic. Andrés Matos Sena, Vicerrector,
Colegio Dominicano de Estudios Profesionales; Dr. Andrés Fulcar, Rector, Colegio
Dominicano de Estudios Profesionales; Lic. Luis Jiménez, Vicerrector Administrativo,
Colegio Dominicano de Estudios Profesionales; Lic. Dulcílido Vásquez, Pte. de la Fundación,
Colegio Dominicano de Estudios Profesionales; Dr. José Dunker, Rector Universidad
Nacional Evangélica; Lic. Rafael Grullón, Vicerrector Administrativo, Universidad Nacional
Evangélica; Lic. J. Adalberto Martínez, Vicerrector Académico, Universidad Nacional
Evangélica, Lic. Porfirio Mejia, Asesor Educativo del Senado y Lic. Alejandro Maria,
Director General de Biblioteca del Congreso.

El Presidente manifestó que según se comprueba por la lista de presencia, la Asamblea
está compuesta por la totalidad de los miembros que en inicio integran la Asociación e
invitados especiales relacionados con estos asuntos. El Presidente solicitó, en con secuencia,
se le diera acta de que dicha Asamblea está regular y válidamente constituida; lo cual fue
aceptado por todos los miembros. Después el Presidente expresó que los miembros y
representantes habían sido convocados para conocer, discutir y aprobar, como era del
conocimiento previo de todos los miembros, los Estatutos de la Asociación Dominicana de
Universidades (ADOU), así como la de elegir la Junta Directiva que regirá la referida
Asociación durante un año.

En seguida el Presidente puso a disposición de los miembros de la Asociación
Dominicana de Universidades (ADOU), los Estatutos redactados el día dos (2) de octubre del
año mil novecientos ochenta y siete (1987).

Inmediatamente el Presidente de la Asamblea declaró abierta la discusión, produciéndose
un intercambio de impresiones entre los presentes, agotándose los siguientes turnos:

27

1º. El Dr. Príamo A. Rodríguez Castillo, Presidente de la Asamblea, Rector de la
Universidad Tecnológica de Santiago (UTESA) ilustró a grandes rasgos, a los
presentes sobre la Asociación Dominicana de Universidades y a seguidas de lectura
a los Estatutos.

2º. El Dr. Pedro Ramón Vásquez, rector de la Universidad Tecnológica del (UTESUR),
tomó la palabra apoyando la Asociación y sus Estatutos. Además, solicitó a los
miembros de una Asociación denominada "Asociación de Universidades
(ADUNE)", institución que no llegó a operar, que sus fondos económicos pasaran
de inmediato a la Asociación Dominicana de Universidades (ADOU), petición que
fue aprobada por los presentes.

3º. El moderador, Prof. Daniel Cabrera Zorrilla dio turnos a todos los presentes que la
solicitaron y de esta manera fueron enriquecidos y ampliadas los Estatutos
definitivos que regirán la Asociación Dominicana de Universidades (ADOU). A
seguidas, el Presidente sometió a votación las siguientes Resoluciones:

Primera Resolución
La Asamblea General aprueba en todas sus partes los estatutos de

la Asociación Dominicana de Universidades (ADOU). Esta Resolución
fue aprobada a unanimidad de votos.

Segunda Resolución
La Asamblea General elige la Junta Directiva. Esta Resolución

fue aprobada a unanimidad de votos.

Tercera Resolución
La Asamblea General autoriza a la Junta Directiva a ejercer sus

funciones por un (1) año a partir de la fecha. Esta resolución fue
aprobada a unanimidad de votos.

4º. Después de electa la Directiva el Rev. Padre Rafael Marcial Silva, Rector de la
Universidad Eugenio Maria de Hostos, hizo uso de la palabra para bendecir y
felicitar a la Asociación y su Directiva.

No habiendo más nada que tratar, el Presidente de la Asamblea declaró cerrada la sesión,
siendo las 3:00 PM del día, mes y año arriba indicados.

28

En fe de todo lo cual se levanta la presente acta que después de leída y aprobada, fue
firmada por todos los miembros de la directiva.

La presente copia es fiel y conforme a su original y se expide en la ciudad de Santo
Domingo de Guzmán, capital de la República Dominicana, a los Cuatro (4) días del mes de
noviembre del año mil novecientos ochenta y siete (1987).

Lic. Arnaldo Rafael Peña V. Dr. Príamo A. Rodríguez Castillo
Secretario Presidente

Hecho, Firmado y certificado, sincere y verdadero, en la ciudad de Santo Domingo de
Guzmán, capital de la República Dominicana, a los tres (3) días del mes de noviembre de mil
novecientos ochenta y siete (1987).

Lic. Arnaldo Rafael Peña Ventura Dr. Príamo Arcadio Rodríguez
Secretario Presidente

ASOCIACIÓN DOMINICANA DE UNIVERSIDADES
“A D O U”

ASAMBLEA GENERAL CONSTITUTIVA
Lista de presentes

ASISTENCIA AL ALMUERZO TALLER PRO-FUNDACIÓN ASOCIACIÓN
DOMINICANA DE UNIVERSIDADES (A D O U),
SANTO DOMINGO, D.N.

NOMBRES UNIVERSIDADES CARGOS FIRMAS
Dr. Príamo A. Rodríguez c
Lic. Manuel Rodríguez c Univ. Tecnológica de Santiago Rector
Lic. Juan J. De la Cruz
Lic. Zunilda Olivo de S. “ Vicerrector Administrativo
Lic. Arnaldo Peña V.
Agrim. Daniel Cabrera Z. “ Vicerrector de Desarrollo
Lic. Cesar Mejía
Dr. Ángel Hernández “ Vicerrectora Acad.
Rev. Félix Rosario
Dr. Pedro Vásquez “ Secretario General
Lic. Miriam Oviedo
Lic. Dominica Pérez “ Dir. Acad. Rec. Sto. Dgo. de G
Dr. José Andrés Aybar S.
Lic. Atenia Matos “ Dir. Financ
Rev. Rafael Marcial
Lic. Carmen M. Castillo “ Dir. de Planeamiento
Dr. Francisco García B
Universidad Nordestana Dir. Planificación

Universidad Tecnol. del Sur Rector

“ Dec. Planeam. y Desarrollo

“ Vicerrectora Ejecutiva

Ins. Tec. del Cibao Oriental Rector

Univ. Tecnológica del Sur Dec. Académica

Univ. Eugenio M. de Hostos Rector

" Vicerrectora Acad.

Univ. Odontológica Dom. Vicerrectora Acad.

29

Dr. Danilo Been R. Univ. Interamericana Rector
Lic. Orestes Natera Univ. Adventista Dom Vicerrector Acad.
Lic. Cristóbal Torres Univ. Adventista Dom. Vicerrector Acad.
Lic. Andrés Matos Sena Colegio Dom. Est. Prof. Vicerrector
Dr. Andrés Fulcar Rector
Lic. Luis Jiménez " Vicerrector Adm.
Lic. Dulcilido Vásquez " Presidente de la fundación
Dr. José Dunker " Rector
Lic. Rafael Grullón Univ. Nac. Evangélica Vicerrector Adm.
Lic. Adalberto Martínez " Vicerrector Acad.
Lic. Porfirio Mejia " Asesor Educativo del Senado
Lic. Alejandro María " Dir. Gral. Biblioteca Congreso
"

Hecho, Firmado y certificado, sincere y verdadero, en la ciudad de Santo Domingo, Capital de
la Republica Dominicana a los tres (3) días del mes de noviembre de mil novecientos ochenta
y siete (1987).

Lic. Arnaldo Rafael Peña Ventura Dr. Príamo Arcadio Rodríguez Castillo
Secretario Presidente

Y yo, Dr. Danilo E. Been Ricardo, Secretario de la Asociación Dominicana de universidades
(ADOU), certifico y doy fe que la directiva quedo integrada de la manera siguiente:

Dr. Príamo A. Rodríguez Castillo

Presidente

Dr. Andrés Fulcar Dr. Pedro Vásquez

V. Presidente Fiscal

Dr. Ramón Emilio M. Valerio Lic. Oreste Natera

Vocal Vocal

Rev. Padre Rafael M. Silva Dr. Danilo Been R.

Vocal Vocal

En la ciudad de Santo Domingo, Distrito Nacional, Capital de la Republica Dominicana, a los
tres (3) días del mes de noviembre del año mil novecientos ochenta y siete (1987).

Danilo Been Ricardo
Secretario

30

FUNDACIÓN DOMINICANA PARA LA EDUCACIÓN SUPERIOR, (FUDES).

Otra de las instituciones de Educación Superior que existen, porque la misma aun no ha
sido disuelta, es la FUDES o Fundación Dominicana para la Educación Superior, la misma se
constituyó el 25 de agosto de 1987 y originalmente la formaron los rectores de varias
universidades importantes del país. Esta institución no logró el éxito esperado porque a pocos
mesas de su fundación los rectores que la formaron cesaron en sus cargos y los sucesores al
parecer no se interesaron por la continuidad del proyecto.

Sobre FUDES solo logramos encontrar dos documentos:
Uno es su aviso de incorporación de la FUDES publicado en el periódico El Caribe el 20
de Enero de 1988 y lo mostramos a continuación

FUNDACIÓN DOMINICANA PARA LA EDUCACIÓN
SUPERIOR ( FUDES ).

AVISO DE INCORPORACIÓN

Para general conocimiento se hace saber que mediante los correspondientes Estatutos
firmados por sus asociados, se ha constituido una asociación sin fines pecuniarios, de
conformidad con las disponibles de la ley 620 del 26 de 1920, denominada FUNDACIÓN
DOMINICANA PARA LA EDUCACIÓN SUPERIOR (FUDES ), cuyos objetivos
principales son, entre otros, los siguientes: Adquirir y manejar toda clase de bienes, gravarlos,
limitar su dominio y administrarlos; manejar toda clase de instrumentos negociables obtener
créditos, renovar obligaciones; financiar total o parcialmente educados de escasos recursos
económicos que clasifiquen debidamente; determinar áreas a financiar, según prioridades, de
formación de recursos humanos para el desarrollo nacional; financiar adquisiciones de
terreno, construcciones, reparaciones y acondicionamiento de locales educativos; financiar
equipos de laboratorios docentes, compra de libros y publicaciones, e investigaciones
científicas, planes de capacitación, perfeccionamiento docente y asistencia técnica para
programas de pre - inversión.

La Fundación Dominicana para la Educación Superior (FUDES) tiene su domicilio en
Santo Domingo, Distrito Nacional, y su duración es indefinida..

La misma es dirigida por la Asamblea General y el Consejo de Directores, el cual esta
integrado por no menos de siete miembros, ni más de quince, de la siguientes manera: Un
presidente, un primer y segundo Vicepresidente; un Secretario y varios vocales elegidos cada
año.

En fecha 25 de agosto de 1987 fue celebrada al Asamblea general Constitutiva en la cual
se aprobaron los Estatutos y se eligieron los primeros miembros del Consejo Directivo en la
forma siguiente: Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña (UNPHU), representada por su

31

rector Dr. Jaime Viñas Román, presidente, Universidad Central del Este (UCE), representada
por su rector, Dr. José Hazim Frappier, secretario; Universidad Tecnológica del Cibao
(UTECI), representada por su rector, Monseñor Juan A. Flores Santana, primer
Vicepresidente; Universidad Nordestana ( UNNE ), representada por su vicerrector
académico, Dr. Rafael A. Ortega G., segundo vicepresidente; Instituto Tecnológico de Santo
Domingo (INTEC), representado por su rector, Lic. Rafael Toribio; Universidad
Iberoamericana (UNIBE), representada por su rector, Dr. Jorge Hazoury; e Instituto
Tecnológico del Cibao Central Oriental (ITECO), representado por su rector, Dr. José Andrés
Aybar Sánchez, vocales.

En esta misma Asamblea se autorizó al presidente realizar todos los procedimientos
legales requeridos a fin de obtener del Poder Ejecutivo la incorporación de la fundación.

En fecha 18 de enero de 1988, sendas copias de los Estatutos del acta de la asamblea y
copia certificada del Decreto No. 837-87 de fecha 30 de diciembre de 1987, fueron
depositados en las secretarias de la Cámara Civil y Comercial de la quinta circunscripción del
Juzgado de Primera Instancia del Distrito Nacional y Juzgado de Paz de la quinta
circunscripción del Distrito nacional.

Santo Domingo, Distrito Nacional, 19 de enero de mil novecientos ochenta y echo
(1988).

UNIVERSIDAD NACIONAL PEDRO HENRÍQUEZ UREÑA ( UNPHU )
Presidente

Representada por su Rector, DR. JAIME VIÑAS ROMÁN

ASOCIACIÓN DE INSTITUTOS DE ESTUDIOS SUPERIORES, (ASIES).

Esta Asociación tiene a la fecha 1996 un par de años de fundada, sin embargo, aunque
funciona y sus miembros se reúnen periódicamente, la misma aun no ha logrado su
incorporación como institución sin fines de lucro.

La ASIES se forma para agrupar a los institutos de estudios superiores haciendo un símil
de ADRU o ADOU. Esta agrupación adolece al parecer de fuerza motora que le permita
completar su desarrollo. A diferencia de otras agrupaciones de instituciones de estudios
superiores, la ASIES no tiene líder visible que le inyecte el dinamismo que le falta, aunque si
una directiva que se renueva según sus estatutos y mantiene la institución funcionando.

La ASIES se fundó con cinco institutos de estudios superiores de siete existentes al
momento de su fundación, a la fecha no ha variado el número de miembros de la ASIES,
aunque recientemente se crearon dos nuevos institutos reconocidos por el CONES, el
ICATEBA y PID. Los miembros de la ASIES son los siguientes:

32

§ Instituto Dominicano De Tecnología (IDT).
§ Instituto Politécnico Loyola (IPL).
§ Instituto Cultural Dominico-Americano (ICDA).
§ Instituto Superior de Informática (ISIF).
§ Instituto Dominicano De Capacitación Bancaria (INDOBANCA).

33


Click to View FlipBook Version
Previous Book
La educaion Superior en R. Dominicana
Next Book
REPUBLICADOMINICANA_FICHA PAIS