The words you are searching are inside this book. To get more targeted content, please make full-text search by clicking here.

Edición número 1 de TM Talentos de Málaga, magazine cultural.
En portada DOMI DEL POSTIGO.

Discover the best professional documents and content resources in AnyFlip Document Base.
Search
Published by Editorial Anáfora, 2018-09-22 02:46:39

1.TM

Edición número 1 de TM Talentos de Málaga, magazine cultural.
En portada DOMI DEL POSTIGO.

SI DE VERDAD El proyecto de Cudeca no se entendería sin su Programa de Volunta-
QUIERES ALGO, riado, con más de 850 voluntarios, que es sin duda una de las fortale-
zas de este proyecto.
HAZ QUE El compromiso de Cudeca es trabajar desde los conocimientos y
OCURRA. también desde la compasión para aliviar, cuidar y acompañar a los
enfermos y sus familias hasta el final.
CUDECA nace por la necesidad y escasez de recursos Como reza su lema: No podemos añadir días a la vida, pero si vida a
de Cuidados Paliativos que existían en 1991 en los días.
Málaga; gracias al compromiso y entrega de Joan Hunt,
que decide a sus 65 años, dedicar toda su vida a YO CUIDO CON CUDECA ¿Y TÚ?
mejorar la asistencia de los enfermos y sus familias al Dona en:
final de la vida; y por la visión liderada por Joan Hunt de
construir un Hospice, visión compartida inicialmente www.cudeca-eventos.org/YOCUIDO
por un grupo de amigos de Joan y los profesionales
sanitarios que habían atendido a su marido, pero ense- COLABORA CON NOSOTROS
guida apoyada incondicionalmente por la comunidad
internacional residente en la Costa del Sol que hizo
suyo la consecución de este proyecto.
La Fundación Cudeca atiende a más de 1.000 pacien-
tes y sus familias, mayoritariamente en sus casas.
Fundación Cudeca ofrece Cuidados Paliativos de
forma gratuita, a pacientes con cáncer y otras enferme-
dades en fase avanzada y sin posibilidad de curación, y
a sus familias.

‘AL ESCUCHAR EL VIENTO’, documental dirigido por
Alfonso Palazón, con la colaboración de FUNDACIÓN
CUDECA, estreno el 15 de diciembre en el cine Albéniz,

dentro del marco del Festival de Cine de Málaga


Domi del Postigo no necesita presentación. Es uno de esos
excelentes comunicadores que brilla con luz propia, incluso
en los platós y escenarios mejor iluminados.
Ha trabajado en radio y televisión, coqueteado como actor
en más de una ocasión con la gran pantalla, ha escrito letras
para canciones, interpretado obras de teatro, dirigido, pre-
sentado y diseñado contenidos de programación, prestado
su voz y su presencia en diferentes espacios y medios de
comunicación, ha sido reportero y hasta pregonero, también
ponente en ateneos, congresos y ayuntamientos, es colum-
nista del diario ‘La Opinión de Málaga’ desde sus comienzos
y actualmente, además, Relaciones Externas del Festival de
Cine de Málaga.
TM.- Camilo José Cela argumentaba que las claves para con-
seguir el éxito profesional eran básicamente tres: ‘trabajo,
trabajo y trabajo’. ¿Estás de acuerdo con ese plantea-
miento?
DOMI.- Sinceramente, nunca estoy de acuerdo del todo con
nada (y me gusta jugar con las palabras). El trabajo es
imprescindible y obligado, pero sin la suerte y el momento
oportunos muchas cosas no salen o se retrasan demasiado.
Aunque el trabajo, eso sí, es lo que siempre depende más de
uno. Así que hay que trabajar mucho para poder trabajar más,
aunque a veces no baste.
TM.- ¿Qué objetivos quedan pendientes aún por cumplir
en el futuro profesional de Domi del Postigo?
DOMI.- Todos. Lo ya hecho no agota lo por hacer. Verás por qué.
Cada año aprendes más, eso te hace evolucionar y poder aportar
cosas nuevas, incluso físicamente. Renuevo mis ilusiones y por
tanto mis objetivos. Quiero dirigir programas que están pendien-
tes y que tengo la sensación de que son tan entretenidos como
necesarios, escribir lo que antes no sabía contar, interpretar lo
que antes mi juventud no hacía creíble.

Foto: Lorenzo Carnero


TM.- Tus comienzos, corrígeme si me equivoco, fueron en Radio Foto: Antonio Hurtado
Cadena Española, allá por el año 1985. A principios de los años 90,
Jesús Hermida se pone en contacto contigo para que formes parte de ‘Se vive una vez y
su equipo como presentador de su primer espacio televisivo ‘El convendría aprovechar
programa de Hermida’, en una cadena privada, Antena 3. ¿De qué la vida haciendo lo que
manera influyó en tu carrera profesional trabajar a las órdenes de uno mejor sabemos’.
de los más grandes comunicadores que hemos tenido, hasta el día de
hoy, en nuestro país? ¿Algún consejo que te diera por aquel entonces
y que aún sigas aplicando en la actualidad?

DOMI.- Hablar de Jesús aún me duele, no nos esperábamos su falleci-
miento. Sí, cuando Hermida me llamó por teléfono a Canal Sur Radio
yo dirigía en Sevilla, en 1990, el regional de la tarde, ‘De Cabo a Raya’.
Conmigo trabajaba el entonces periodista Antonio de la Torre, hoy defi-
nitivamente actor, y algunos creían que era una de sus divertidas imita-
ciones. A Jesús le había hablado de mí Ana Carvajal, actual delegada
de producción de Canal Sur, cuando ella se presentó al gran casting
que, a nivel nacional, había generado grandes expectativas en la pro-
fesión. Hermida buscaba lo que él llamaba responsable del equipo de
imagen. Fui a Madrid e hice una prueba en la que Jesús le dijo a Pilar
Bardem que me sedujese, entre otras improvisaciones de distintas
funciones posibles que luego se dieron en un programa de casi cinco
horas de duración en directo las tardes del fin de semana. Él y yo
sabíamos que yo no era un ‘chico Hermida’ sin más, llegué con 27
años y ya llevaba alguno dirigiendo programación regional en la radio
andaluza tras mi paso iniciático por RadioCadena. Pero había un
pacto tácito en parecerlo. La recompensa fue la mejor escuela con la
que nadie pueda soñar. Y Jesús el gran guía. Sólo había que obser-
varle controlar los tiempos, utilizar el lenguaje, mirar a los ojos a sus
entrevistados, modular su estupenda voz y apoderarse de la cámara
con uno de sus característicos gestos. Aquellos que exageró con los
años y tantos imitaron. Con él aprendí cómo hacer una escaleta de
programa, ahí está todo, y todo lo que me gusta (y también lo que no
me gusta) hacer en televisión. No me gustaban los consejos de Jesús
ni creo que, en el fondo, a él le gustara dármelos. Me gustaba mirarle.
Siempre le echaré de menos en la televisión de este país y en mi vida.

M.- Has trabajado muy duro para llegar a donde estás. ¿Cuál ha sido tu
mayor motivación durante el camino?

DOMI.- Ser feliz, honrar el sacrificio de mis padres por sacarnos adelante
a mi hermano y a mí; y una necesidad de utilidad pública que siento en
todo lo que hago. Comunicar me hace feliz. Y sigo sintiendo que debo
desarrollar humildemente mis talentos, los que Dios o la genética del
destino (allá cada cual) puso ahí para ser desarrollados (me gusta mucho
recordar al margen de su código religioso la evangélica Parábola de los
talentos, y la definición del talento como un látigo que sólo sirve para auto-
fustigarse de Truman Capote en ‘El harpa de hierba’) Se vive una vez y
convendría aprovechar la vida haciendo lo que mejor sabemos. Y si no
podemos, aprovechar el tiempo que no trabajamos para sobrevivir en
hacerlo. Devolver ese talento a la sociedad. No hay que pasar por aquí de
puntillas o enmierdándolo todo aún más.


Domi es un hombre comprometido con la sociedad y los Imagino que, cuando uno despierta cada mañana, en esos
sectores más desfavorecidos de la misma. Es Embajador de momentos de soledad fortuita en los que nadie perturba ni desvía
Cudeca, ha participado activamente en galas benéficas nuestros pensamientos, en los instantes previos a la organización
apoyando Instituciones como ‘El Comedor de Santo del trabajo diario, o en el trance del silencio en los que el tiempo se
Domingo’, ‘La Cruz Roja’ y la ‘Asociación española contra el detiene fugazmente durante unos segundos… Puede que sí, que
cáncer’, también ha expuesto abiertamente en más de una tengamos la ocasión, imagino, durante esa pausa espontánea, de
ocasión el drama sobre los refugiados y ha sido premiado formular alguna pregunta para la que siempre hemos intentado
por el ‘Comité Español de Representantes con Discapacidad obtener una respuesta, o quizás aprovechemos ese aislamiento
de Andalucía’ (CERMI) para expresar en la intimidad nuestras inquietudes sin miedo a ser
TM.- Domi, ¿crees que la humanidad está tocando fondo? descubiertos, tal vez, incluso, usemos ese intervalo, en algunos
¿Es esta sociedad tan egoísta que, generalmente, acostum- casos, para reflexionar sobre la vida y el futuro.
bra a mirar hacia otro lado cuando el problema no le afecta TM.- ¿Qué esperas de la vida, que aún no hayas recibido? ¿Qué
directamente? parte de tu juventud permanece invulnerable, a pesar de los años,
DOMI.- Me lo preguntas cuando acabamos de saber que y qué fracción ineludible ha sido infectada por el pragmatismo y el
Donald Trump ha resultado elegido Presidente de EEUU. desánimo?
Resulta fácil dejarse llevar por la tentación catastrofista de DOMI.- Con la cincuentena me acaba de llegar al fin la certeza de
responder que Sí. Pero no lo creo. Hay que analizar cada que la vida no me debe nada. Fui un niño rebelde y ahora me arre-
cosa con esmero y sin prejuicios. La victoria de Trump no sólo piento de las veces que les dije a mis padres que yo no les había
pone en evidencia que hay mucha gente ignorante, sino aún pedido nacer. Espero poco para mí. Y lo que espero lo espero en
más gente descreída y acomodada que es fruto, en parte, del función de que sirva para alimentar y educar a mi hijo, que aún
periodo histórico más afortunado de la Historia, a pesar de sus tiene sólo seis años, y para ofrecer a la audiencia una parte del
tragedias. Soy de los que creen que cada siglo mejoró las cariño y del respeto que me han regalado durante treinta años de
condiciones de vida de quienes vivieron en el anterior, aunque supervivencia en la profesión, como te dije antes. Amo la vida por
eso se haya ido consiguiendo sobre el sufrimiento y la sangre encima de todo, pero si ‘para mi mal viniera a buscarme la parca’
de miles de mártires anónimos. Hace demasiado tiempo que no me pillaría poco vivido, viajado, sentido, amado, leído…
quienes detentan lo establecido han aprovechado el Estado Respecto al pragmatismo, no se ha convertido en cinismo (tener a
de Derecho –el mayor logro del ser humano desde la rueda o mi hijo a estas alturas me ha vacunado en parte contra eso), más
las vacunas- para su propio establecimiento personal. Y nada bien me ha ayudado a dar respuestas más adultas. El desánimo,
hace más daño que la hipocresía y la corrupción a la cre-
dibilidad en el sistema. Con más o menos razón hay las derrotas, el dolor, tan sólo me han hecho entender mejor a
demasiada gente harta. quienes no lo consiguen y a quienes sufren, aprender a
Si a ésa le sumas la que está desesperada y la empatizar es madurar. Respecto a la juventud, pues
que no tiene más valores que el inducido consu- mira, algo debe de quedar, quizá en el brillo de los
mismo, te queda claro que hace falta regenerar ojos, porque a pesar de los pelos blancos en la
todo esto y retomar la política con mayúsculas, barba la gente que me quiere me dice que estoy
no ya tanto hoy para que no haya hambre, sino igual, jajajajajaja.
para que todo el mundo lea, por ejemplo. Sólo TM.- ¿Sigues teniendo la misma pasión y el
una sociedad vacunada contra la ignorancia mismo entusiasmo por tu trabajo, que cuando
exigirá a diario una mayor calidad democrática y comenzaste?
sabrá que merece la pena defenderla con uñas y DOMI.- Eso no ha cambiado. Trabajé con
dientes. pasión en mis comienzos y con pasión
trabajo, creo que eso se transmite. Aunque la
Foto: Pablo Blanes pasión con los años se vuelva más
reposada. Llamémosle pasión
distributiva, pero igualmente
apasionada


M.- Háblanos un poco de tu labor periodística, como columnista en el diario ‘La Opinión de
Málaga’. ¿Qué criterios tomas en cuenta a la hora de elaborar y elegir el contenido de tus

artículos?

DOMI.- Aunque a veces me alivie un poco con asuntos personales o vivencias
anecdóticas, el análisis crítico de la actualidad debe primar en un periódico,
también en sus articulistas. Intento aportar mi visión de lo que acontece y cons-
truir buena literatura periodística, lo digo con absoluta humildad aunque pueda no
parecerlo. La política, eso que aunque tú no te ocupes de ella se ocupa de ti,
cuidado, es un tema recurrente. También escribo sobre Málaga y siempre desde
Málaga, con intención, como mi lugar en el mundo, de asuntos locales y como labo-
ratorio local desde el que sacar a veces consecuencias globales. Pero también
escribo sobre todo aquello que ocurre y considero que ayuda a entender esto de
estar vivo.

TM.- Has entrevistado a muchísimos personajes a lo largo de tu trayectoria como
profesional de los medios. ¿Con cuál de ellos te quedarías por su espontaneidad,
naturalidad y coherencia, a ambos lados de la cámara?

DOMI.- Muchos, sí. Y de no pocos aprendí mucho también. Me gusta ejercer el
género de la entrevista como una inmersión en el otro en tiempo récord. Como la
apnea deportiva. Te aíslas de casi todo en la mirada de tu entrevistado, sin
bombona de oxígeno, ayudado sólo de las aletas que te ha proporcio-
nado la documentación previa, y tratas de profundizar aguantando la
respiración en su océano personal. Y en ocasiones lo conseguí. Con
Vicente Ferrer, por ejemplo, que me pareció un ángel fieramente
humano, me marcó. Y últimamente, precisamente por lo que
apuntas, por su espontaneidad, naturalidad y coherencia a
ambos lados de la cámara, una princesa de Málaga, mi amiga
Diana Navarro.

TM.- Para terminar, sé que acabas de salir del rodaje de ‘El
Móvil’, un largometraje dirigido por Manuel Martín Cuenca, con
Javier Gutiérrez y María León, que aún se encuentra en fase de
desarrollo, según la propia página de Icónica Producciones.

¿Consideras el escenario como un entorno imprescindible
dentro de tu hábitat natural, o prefieres el ‘backstage’ y esos
ángulos muertos a los que pocos privilegiados tienen
acceso y que tanta magia desprenden, a veces?

Foto: Antonio Hurtado DOMI.- Bonita pregunta y bonito que la vida me haya puesto
Entrevista: Miguel Ángel Magnani en ambas tesituras para que tú puedas hacérmela y yo pueda
intentar respondértela. Estar en esos ángulos muertos del
que observa y en la vida a borbotones de quien soporta el
foco porque está siendo observado son dos vivencias profe-
sionales completas. No puedes estar pensando desde un lado
cuando estás en el otro porque entonces no lo haces bien,
aunque ayuda a comprender al del otro lado conocer ambos.
Elegir, ¡Ay!, ese puñetero verbo…


José Ojeda es uno de esos individuos que no pasaría desaperci-
bido aunque formara parte de un copioso reparto de figurantes en
la última película de Tim Burton. Su apariencia ha permanecido
casi inalterable desde el principio de los tiempos, al igual que su
singular carácter y esa introversión, a veces algo kafkiana, a la
que te acostumbras cuando por caprichos del destino llegas a
conocerle. En mi caso esto ocurrió hace aproximadamente unos
treinta años.
TM.- Háblanos de ‘Drift’, tu último trabajo como compositor. Sin
rumbo ni propósito, a la deriva. Un término directo, estético,
expresivo y agradablemente sonoro. ¿Cómo y por qué motivo
elegiste este nombre?
J.O.- Tiene mucho que ver con mi forma de componer y de alguna
manera con mi forma de vivir. Me gusta dejarme llevar por la
espontaneidad y el azar. Es raro que me siente al piano con una
intención a no ser que sea una banda sonora, simplemente dejo
que las cosas fluyan según el día y el momento, almaceno muchas
ideas y una vez que me olvido de ellas las escucho y decido cuales
son las que merecen ser producidas. Este disco ha ido mutando
bastante desde sus bocetos originales hasta hoy. Pienso que ir a la
deriva es una bonita forma de explorar y disfrutar de la sorpresa.
TM.- La portada es elegante, a mi entender bastante sugerente.
¿Fue idea tuya? ¿Participaste activamente, o preferiste confiar y
dejarlo en manos de los responsables de diseño y fotografía que
han colaborado contigo en este proyecto? Lo digo porque en ella
aparece una de tus hijas, imagino que algo de culpa tendrás en el
resultado.
J.O.- La idea y las fotos son de la fotógrafa Marta O Nilsson, me
pareció una imagen con mucha fuerza, conecta con el mar que
está muy presente en la sonoridad de este disco y de alguna forma
ha sido mi oráculo a lo largo de mi vida. Me hacía ilusión que una
de mis dos hijas apareciera en este trabajo, pienso mucho en ellas
cuando compongo. El diseño ha sido cosa mía con la ayuda de
Sarah Vacher (Luscinia Discos).


“Ir a la deriva es una bonita forma de explorar
y disfrutar de la sorpresa.”

TM.- Te has rodeado de un equipo humano y profesional TM.- He tenido el privilegio de escuchar un par de temas del
realmente extraordinario. Háblame de ellos, de su función y álbum. Noto un especial protagonismo en las guitarras,
de lo que ha aportado cada uno en la grabación y en la pro- ciclos repetitivos que, de alguna forma, llegan ineludible-
ducción de ‘Drift’. mente a transportarte a diferentes estados de consciencia.
J.O.- Siempre que comienzo a trabajar un concepto de disco He de decir que ciertamente lo definiste a la perfección
en solitario me contengo de involucrar a más personas hasta cuando hablamos la última vez, porque bien podríamos
que ha madurado, ya que soy muy critico conmigo mismo y decir sin temor a equivocarnos que los temas emanan cierto
suelo tirar a la basura discos enteros hasta que encuentro lo mantra hipnótico, me atrevería incluso a afirmar que te
que me satisface. En este disco he tenido la suerte de contar encuentras cómodo pisando ese terreno. ¿Crees haber con-
con músicos de gran talento. Antonio Sierra, viejo amigo y cedido por fin la libertad condicional a una esencia rebelde,
compañero de batallas que también participó en mi anterior desencajada y ajena a esta sociedad cada vez más estereoti-
álbum, a la batería y percusiones. También con Máx FL pada y fría, mostrando tu verdadera naturaleza en este
(guitarrista de Tupelo Bond) con su slide guitar en uno de los disco?
temas instrumentales. Después gracias a un afortunado J.O.- El concepto del disco es la repetición obsesiva de un
encuentro en el Museo Ruso contacté con Ana Béjar, ‘Drift’ ‘riff’. Había temas que prácticamente eran una especie de
dio un giro importante y dejó de ser un disco 100% instru- parodia del rock, me quedé con esa idea como hilo conductor
mental, aportando su magia en las voces y textos en dos de de temas que de entrada estaban muy alejados. No quería
los temas, ‘The Law’ y ‘From here on out’. Esto me animó a hacer temas con estructuras que calmaran la impaciencia del
llamar a otros cantantes con los que he trabajado anterior- oyente, es simple en su base pero elaborado por sus capas.
mente, como Álvaro Gastmans y Conde, que le dieron un Tan solo intento dar con algo que me parezca interesante
maravilloso vuelco a dos piezas instrumentales con sus como para mostrarlo al mundo y que no se parezca dema-
textos, ‘Ciel sans lune’ y ‘¿Quién da esos golpes?’ respecti- siado a nada en concreto. Hace años que me siento muy libre
vamente. componiendo, quizás porque no me intereso demasiado en
También ha sido un placer trabajar conjuntamente el diseño estar al día de las tendencias y permanezco en la búsqueda.
y las mezclas con Sarah Vacher, de Luscinia Discos, a la que
aprovecho para agradecerle su confianza en mi trabajo.


En nuestra opinión, los textos están a la altura de las com-
posiciones. Las melodías forman parte de ese mantra y
parece que se cogieran de la mano con la única finalidad de
llegar juntos hacia un mismo destino. Todo perfectamente
conjuntado, buenas bases, una estructura compacta,
dentro de una línea concreta de construcción homogénea y
uniforme. En definitiva, una obra que merece la pena reco-
mendar y disfrutar, en la intimidad, a ser posible.
TM.- Hemos querido comenzar la entrevista preguntán-
dote por tu último proyecto, pero sabemos que llevas toda
una vida dedicado a la música, como ejecutante y, sobre
todo, como compositor. También has colaborado en info-
grafía y 3D para el cine. Una faceta desconocida para
muchos es tu buena disposición para la pintura. Nos cono-
cemos desde hace muchos años y he podido deleitarme en
más de una ocasión con algunas de tus obras.
Hagamos memoria. ¿Te queda algún propósito no finali-
zado, algo que tengas deseos de recuperar y que te haya
dejado la sensación de haberlo abandonado a su suerte?
¿Qué criterios manejas acerca de tu creatividad? Y, final-
mente, ¿disfrutas más del proceso creativo que del propio
resultado final?
J.O.- En los últimos ocho años he estado muy volcado en la
composición de bandas sonoras. Hacer música para pelícu-
las es seguramente lo que más me gusta del mundo, He
tenido la suerte de participar en unas cuarenta producciones
con mi música , no son pocas la verdad y siento que he
aprendido muchísimo. Ahora mismo estoy componiendo mi
sexto largo documental. Espero continuar con esta pasión
muchos años más y que me traiga más alegrías. Aparte
tengo otras inquietudes plásticas que me ayudan a despe-
jarme de la música.
He aprendido a conocer mis ‘tics’ como artista, saber cómo
fluctúa tu criterio es esencial para estar contento con tu
trabajo, para ello tengo algunos trucos y trato de no sentirme
desorientado tan a menudo como antes. Musicalmente soy
muy narcisista y disfruto mucho escuchando lo último que he
producido, además es una parte del proceso creativo a la
hora de filtrar y seleccionar el material, pero el momento de
descubrir casi por azar, como decía antes, una progresión
de acordes o un arreglo que te emociona es inigualable.


TM.- He podido revisar tu dossier en estos días y he de J.O.- Pues seguramente tendría claro cual es mi verda-
reconocer que es realmente extraordinario. Un amplio dero deseo y no me alejaría demasiado de él. No voy a
bagaje que incluye trabajos de publicidad, telecomunicacio- decir que he perdido el tiempo en tareas que no eran lo
nes, multimedia, colaboraciones con un número razonable mío, porque de todo se aprende, y vivir es también eso,
de bandas musicales, casi una treintena de cortos, algunos pero sí que focalizaría más mi fe en la música desde un
premios en cuanto a tu aportación personal, comerciales, principio y esquivaría mejor las presiones sociales.
documentales... ¿Cuál va a ser el siguiente paso, después Nosotros desde luego que no cambiaríamos nada de
de ‘Drift’? ¿Ejercer de ‘Frontman’ en tu próximo grupo, o tal José Ojeda. Estamos seguros de que le dejaríamos tal
vez componer la banda sonora de algún largometraje? cual, idéntico, tanto por dentro como por fuera, con sus
J.O.- Desde que empecé a componer este disco tengo claro defectos y sus virtudes. Aceptaríamos de buena gana su
que mi propósito es llevar todo esto al directo. Después de permanencia en la primera división de la creatividad, por
muchos años trabajando en diversas bandas hace tiempo mil años que pasarán, porque estos extraños seres no
que siento el deseo de tomar el timón y ver qué pasa. Por abundan y necesitamos que sigan dejando huella.
suerte me siento querido y apoyado por mis compañeros y TM.- José, ha sido un verdadero placer entrevistarte.
para esto contaré con viejos y nuevos amigos. Israel Calvo a Esperamos el mejor de los resultados para ese fantás-
la otra guitarra, colega de los últimos años y para mí el mejor tico trabajo, ‘Drift’, y por supuesto para los próximos,
guitarrista pop que conozco. Antonio Sierra a la batería, que serán (auguro) muchos y muy gratificantes, tanto
curtido, compacto y con un sonidazo. Manuel Castro a los para ti como para nosotros, el resto de los mortales
‘sintes’ y Ángela Verdugo a las voces, con los que no he espectadores.
tenido oportunidad de tocar aún pero me da que va a ser
genial.
TM.- Soy de los que piensa en la veracidad de esa frase que
afirma que ‘no cambiamos nunca, que sólo envejecemos’. Si
volvieras a nacer y tuvieras, como en aquella preciosa
novela de Ouspensky ‘La extraña vida de Ivan Osokin’, la
posibilidad de cambiar tu pasado y, con ello, el resto de tu
existencia... ¿Lo harías? ¿O tal vez volverías a repetir el
mismo recorrido, el mismo ciclo repetitivo y mántrico de
‘Drift’, conservando en la distancia los mismos aciertos y
errores? En cualquier caso, ¿qué cambiarías, si pudieras
hacerlo, a estas alturas?

Entrevista: Miguel Ángel Magnani.
Fotos: Marta O Nilsson.


Nacho Albert Bordallo es un escritor prolífico de
largo recorrido. Dramaturgo, docente, guionista,
director, literato y todo aquello que se proponga este
malagueño, licenciado en publicidad y relaciones
públicas y comunicación audiovisual, por la
Facultad de Ciencias de la Información de la UMA.
TM.- ¿Cuáles fueron tus inicios como escritor?
NACHO.- Recuerdo contadas horas muertas en BUP
y COU en el Colegio Los Olivos. Leía por entonces a
los simbolistas franceses y, atraído por sus poemas,
comencé a garabatear ripios entre jocosos y burdos
inspirándome en algunas compañeras de clase. Eso
sí, ellas jamás supieron de su existencia.
TM.- Ha llovido mucho desde entonces y lo cierto es
que, revisando tu biografía, resulta difícil obviar
esos más de cien reconocimientos literarios recibi-
dos a lo largo de tu trayectoria, incluyendo el Primer
Premio Ciudad de Alcalá 2012 por tu novela ‘Don
Quijote en la Habana’. ¿En qué se parece este
quijote treintañero y compulsivo al del ‘Ingenioso
Hidalgo’ creado por Cervantes a principios del siglo
diecisiete?
NACHO.- Creo que todos somos víctimas de lo que
vemos y leemos. Cuando te fascina un personaje,
inevitablemente se abre un puente con él, nace la
empatía, comprendes sus tropiezos y hasta actúas
como él sin ser consciente. Y más tratándose de un
antihéroe como ‘el Caballero de la triste figura’, cuyas
principales gestas parten de tremendos desatinos. En
mi caso particular, entregado a la escritura en su más
amplia acepción desde hace veinticinco años, desde
la literatura al cine pasando por la publicidad y el
teatro, debatiéndome entre la ficción y la realidad, no
es difícil a ratos rayar cierta locura. Además de Don
Quijote hay otros muchos en la literatura que
merecen todos mis respetos: Ignatius J. Reilly de
Kennedy Toole, Wilt de Tom Sharpe, Henry Chinaski
de Charles Bukowski y hasta Gurb de Eduardo
Mendoza.

Foto: Sergio Camacho


TM.- La decisión de publicar, por parte de tu editorial, ‘Don Quijote en la Habana’,
en el cuarto centenario de la muerte de Cervantes, es un hecho coincidente que,
de momento, ha conseguido colocar tu novela en las estanterías de muchas libre-
rías malagueñas y también en la feria del libro del presente año. Pronto será la pre-
sentación oficial. ¿Sabemos cuándo y dónde? ¿Qué esperas de este ‘Quijote’ que
comenzó con tan buen pie sus andanzas allá por el 2012, cuando recibió su primer
reconocimiento en aquella edición número cuarenta y tres de los Premios Ciudad
de Alcalá?
NACHO.- Pretendo hacer varias presentaciones aún por determinar en Málaga,
espero que en la Librería Luces, en el Ateneo y en el CAL. Me gustaría hacerlo
también en otras ciudades como Sevilla, Granada y Madrid. Es un libro que escribí
hace ya catorce años, que resultó finalista en importantes premios nacionales como
el Vargas Llosa o el Extraordinario por el IV Centenario del Quijote y que finalmente
obtuvo el Premio Ciudad de Alcalá. Después de esto permaneció años en un cajón
hasta publicarla ahora, en 2016. Tras tan largo y tortuoso recorrido espero de esta
novela todo cuanto sea capaz de depararme. No voy a flaquear ahora. Hasta donde
me lleve será bueno. Si ha conseguido algo ya, ha sido desatascarme y que yo crea
en la posibilidad de publicar la segunda que no era capaz de terminar. Será un libro
más contenido, maduro y dramático que aborda un problema social que este país
arrastra desde hace décadas y que ha sido silenciado.

Estaremos al tanto de todo lo que se cuece en el privilegiado cerebro de Nacho
Albert, por supuesto, hasta el momento de la primicia continuamos con nuestra
entrevista.
TM.- Durante el presente mes de noviembre se ha representado en la Central de
Actuantes de ‘la Térmica’ la obra ‘Quijotadas’, interpretada por Luis Centeno y
Andrés Jiménez. En esta ocasión, al igual que en otras muchas, no solo escribes
el texto, sino que además diriges la obra. ¿Qué criterios antepones a la hora de
elegir a los actores? ¿Eres muy exigente con ellos o, por el contrario, les permites
ciertas licencias a la hora de interpretar? Por cierto, hablando de ‘Quijotadas’,
¿hay algo de continuidad entre aquel ‘Don Quijote en la Habana’ y esta obra, o son
dos enfoques completamente diferentes?
NACHO.- Mis criterios son tanto la intuición como el conocimiento previo del trabajo
de los actores, entonces valoro su capacidad de adaptarse al personaje. Puedo ser
exigente con ellos a la hora de fijar el texto, de ensayar, de repetir las veces que
sean necesarias, de hacer las pausas dramáticas propuestas, de ser fieles al
objetivo argumental y a la partitura de movimiento… Sin embargo, y quienes han
trabajado conmigo lo saben, no concibo este trabajo en solitario. A mí me continúa
moviendo el amor al arte, el amor a la ficción, y no creo en otro trabajo que no sea
en equipo. Jamás me enamoro de mis diálogos y ellos tienen margen de improvisa-
ción, de aportar, de construir hasta el estreno. Los actores no son autómatas. Una
vez tienen dentro ya el personaje, una vez lo conocen, no sólo pueden sino que
deben sumar al proyecto su visión del mismo. Además, muchos llevan dentro un
magnífico director y es gratificante incorporar sus propuestas. Respecto a Quijota-
das y Don Quijote en La Habana, son absolutamente diferentes. Si bien ambas son
comedia, a cual más descacharrante, la primera es una dramaturgia que actualiza
y revisa el clásico universal y la segunda es pura prosa cuyo protagonista recuerda
vagamente al personaje de Cervantes en cuanto a su excentricidad y fatalismo.


Finalmente hablaremos de la obra ‘Con el pie en el estribo’, un texto de Antonio Garrido Moraga sobre los últimos años de vida de
Miguel de Cervantes; con música y voz de Miguel Olmedo y Nacho Albert Bordallo, esta vez, interpretando un monólogo, sobre las
tablas, en la segunda edición del ciclo ‘Anverso/Reverso’, celebrado el pasado mes de octubre, en el Centro de Cultura Activa Pedro
Aparicio. ‘Con el pie en el estribo’ repetirá experiencia el próximo mes de enero, durante el festival de teatro que tendrá lugar en el
Echegaray. También entre los meses de enero y junio estarás como ponente junto a Sergio Rubio, impartiendo tus conocimientos
en el Master de Guión de Audiovisuales en School Training Escuela de Cine y Sonido.
TM.- Nacho, comienzas el año igual que terminas, trabajando. ¿Qué consejos sueles dar a los estudiantes para que la pasión no les
abandone antes de tiempo, durante el largo y a veces tedioso proceso del aprendizaje? ¿Qué otros proyectos tienes en la agenda
para el año que recién estamos a punto de comenzar? ¿Hay algún secreto, alguna sorpresa para el 2017, que quieras compartir con
nuestros lectores?
NACHO.- Compaginar la teoría y la práctica es fundamental para mantener la pasión. Hay que ver resultados por pequeños que sean,
ingeniártelas para poner en práctica tus conocimientos cada poco tiempo. Si no recoges lo que siembras, abandonas. También hay
que ser fuerte y valiente. Cada mañana se abre ante ti un mundo por explorar y es menester responder bien a la pregunta ‘Y ahora,
¿qué?’. Respecto a futuros proyectos, siempre tendremos textos por escribir, guiones por rodar, dramaturgias por montar… Hablo en
plural porque no quiero acabar esta entrevista sin hacer mención a todas aquellas personas que me han acompañado y me acompa-
ñan fielmente en este tempestuoso mar que es el arte y la cultura. Nombres de los que tanto he aprendido y aprendo. Ellos saben
quienes son. Todos guardamos con recelo demasiados papeles con notas. Necesitaríamos varias vidas para llevar todo a cabo. La
proporción, en mi caso, es: de cada diez ideas sólo una ve la luz; imagínate el material que nada a la deriva entre cajones. Te garantizo
que mucho escribiremos, algo rodaremos, algo montaremos y, eso sí, siempre en contacto con savia nueva para transmitirle nuestra
humilde experiencia por si llega a abrirle los ojos o servirle de algo.

Entrevista: Miguel Ángel Magnani

Foto: Sergio Camacho


Calle Plaza de Toros Vieja 9-11
29002 Málaga - 952 321 231


A Jesús le conozco prácticamente desde siempre. Hemos
compartido absolutamente de todo, albergado momentos
ciertamente intensos a lo largo de treinta y cinco años de com-
plicidad, desarrollado respuestas inverosímiles en las situa-
ciones más descabelladas y absurdas que jamás un ser
humano hubiera podido imaginar. Pero también hemos
honrado nuestra memoria histórica, mirando hacia adelante,
con nuestra esencia y personalidad igual de fieles que por
aquel entonces, con la conchabanza de un tiempo que nos ha
sido benévolo e inteligente, concediéndonos una tregua, un
espacio infinito para la creatividad y el progreso sin tener que
abandonarnos a la decadencia.
Es justo decir que Jesús Durán no ha cambiado demasiado.
En su raíz cohabitan el mismo talante ganador de entonces y
su memorable carácter, exigente e inconformista, tanto
consigo mismo como con la evolución de su obra. Ha
madurado, en una ascensión constante, hasta conseguir la
consideración y el respeto de la gran mayoría de los que, al
contrario que un servidor, aún no le conocían realmente.
Virginia para mí, en cambio, es savia relativamente nueva. Sin
embargo la conexión que percibo siempre que nuestros
caminos se cruzan es sumamente interesante, afectiva y
magnética.
Emana profesionalidad por todos sus poros, en un sentido
único y con varias alternativas de salida, transformada en una
silueta exigente que levita con elegancia sobre el firmamento
del proscenio, con el público correctamente sentado ante sus
pies y el control de la memoria, la improvisación y el movi-
miento envolviendo su vigorosa pero cálida figura. Virginia es
una diva, aunque ella no lo sepa o no quiera aceptarlo.
Es claro que ambos confluyen en una dimensión casi aliení-
gena cuando sus sombras coinciden e incluso llegan a
fundirse con el decorado, sobre las tablas, esas que para ellos
son como de andar por casa.

Foto: Pepe Canela


Foto: Daniel Pérez

TM.- Virginia, ¿recuerdas la primera vez que te subiste a un TM.- Entiendo, después de revisar tu biografía en estos
escenario? últimos días, que el concepto ‘Cabaret’, te ha perseguido y
alcanzado en más de una ocasión a lo largo de tu trayectoria.
VIRGINIA.- (Risas) Perfectamente. Rondaba los ocho añitos, Dos claros ejemplos a los que me refiero son ‘Cabaret
cuando un compañero de clase me retó diciendo que no era Nómada’ y ‘Cabaret Caracol’, obras que interpretaste bajo la
capaz de subirme al escenario a interpretar una canción dirección de Emilio Goyanes, en tu paso por la compañía de
italiana que yo cantaba en el autobús, para ellos. Algo de cos- teatro de creación LAVÍ E BEL. En el caso de ‘Cabaret
tumbre ya tenía, porque por aquel entonces me había Caracol’, además, recibiendo el premio a la mejor actriz justo
apuntado a las clases de baile regional y al final de curso en los albores del cambio de siglo.
siempre preparábamos una puesta en escena para presentar Actualmente, el referente ‘Cabaret’ sigue formando parte de
a nuestros padres lo que habíamos aprendido durante el año. tu día a día, concretamente gracias al taller permanente de
Esto fue algo que tuve que proponer a la dirección del colegio, Cabaret Musical ‘Cantando con el corazón’, que impartes y de
puesto que nunca se había hecho antes. Recuerdo que ni alguna manera compartes con Jesús Durán.
siquiera me sabía la letra de aquella canción, por lo que tuve Háblanos un poco de ello, explícanos en qué consiste esta
que inventarme una para la ocasión. Años después descubrí iniciativa.
que aquella técnica de improvisación tenía un nombre, se VIRGINIA.- Indudablemente, el cabaret corre por mis venas.
llamaba ‘gramelot’, y pertenecía al lenguaje que había creado Esta iniciativa surge de la más pura necesidad de seguir traba-
el incomparable Dario Fo, al que recientemente hemos jando y con ello seguir aprendiendo. La intención es impartir y
perdido, pero que nos ha dejado un grandísimo legado. De compartir nuestra manera de hacer música, de hacer cabaret,
manera que así fue como respondí al reto de aquel compañero en definitiva, ofrecer nuestras herramientas a aquellos que
de clase, no solo cantando, sino además reforzando la puesta tengan el entusiasmo por trabajar este lenguaje, abordando los
en escena con una coreografía, a cargo de un grupo de amigas campos específicos para crear con ellos un lenguaje musical y
que yo había enrolado para cumplir fielmente con aquella cabaretero propio, con un sello personal, el de cada
apuesta. Nos subimos al escenario del cole a cantar y bailar actriz/actor/persona.
sobre las historias de Cucú. TM.- Por cierto, enhorabuena por tu recién otorgado premio a
la mejor actriz en los Global Short Films Awards de Nueva
TM.- A día de hoy, y después de tantos años dedicándote pro- York por tu trabajo en The silent killer, de Raúl Mancilla. Me
fesionalmente a ello, ¿sigues disfrutando de la misma manera gustaría saber ¿que ha supuesto para ti recibir este
o, por el contrario, la responsabilidad y la experiencia han galardón?
dejado en un segundo plano aquellas emociones mágicas VIRGINIA.- Muchas gracias. Pues, mucha alegría. Es un reco-
que uno siente cuando descubre algo nuevo? nocimiento y eso siempre gusta.

VIRGINIA.- El tiempo y la experiencia no van en contra de la
magia, al contrario, siempre hacemos algo nuevo, disfrutamos
más, vamos creciendo, cambiando, evolucionando.


Foto: Pepe Canela ¿En qué consiste ese viaje de vuelta a casa?
VIRGINIA.- Es un viaje donde los personajes se deslizan en
una combinación llena de armonía entre música, teatro y
poesía. Y esa magia, desde mi punto de vista, la consegui-
mos gracias al equipo que formamos Jesús, Miguel y una
servidora, donde cada uno se deja la piel con lo mejor que
sabe hacer.
T.M.- ¿De qué manera os sentís identificados con los perso-
najes? La portada de Pepe Canela y anteriormente la
colosal caricatura del maestro Idígoras reflejan un espacio
añejo, de otra época, encantadoramente taumatúrgico y
seductor.
VIRGINIA.- Ramiro y Marietta son dos personajes que
tienen mucho que ver con nosotros, pues se dedican a lo
mismo, sólo que ellos han vivido mucho más, siglos de
tabernas y caminos, encuentros y desencuentros, amigos
que vienen y amigos que se van sin poder remediar el final
que nos depara la vida. Son personajes sin miedo, con un
arrojo desmedido y para ellos, sobre todo para ella, ésta, es
una función diferente. ‘Sólo el amor nos salvará de la
barbarie, ya no tienen miedo a la última nota, al verso final’.
Y ahí lo dejo… por no hacer ‘spoiler’.
Es un viaje con sabor a otra época pero enfocado a nuestros
días.
Hemos tenido la suerte de que el maestro Idígoras nos haya
confeccionado el cartel, para nosotros es un lujo y además
hecho con todo su cariño, me consta. Como también
tenemos la gran suerte de contar con un artista como es
Pepe Canela, sus fotos revelan la clara personalidad de
éstos personajes.
TM.- ¿Es una obra con principio y fin, perfectamente
estructurada y definida, o por el contrario es una obra
abierta donde el espectador encuentra el sentido de una
manera activa a medida que avanza en su visionado?
VIRGINIA.- Es una obra con su principio y su final, como
todo viaje. Da la sensación de que la hubieras visto, porque
efectivamente el espectador, como tú bien dices, encuentra
el sentido de una manera activa a medida que avanza en su
visionado. Y más en el espacio que la vamos a representar
ahora, la Sala B del Teatro Cánovas, donde todo es más
activo y mucho más cercano.


TM.- Jesús, seguro que los lectores de TM sienten curiosidad TM.- Habéis abierto una línea sobre el escenario bastante inte-
por saber cuándo, cómo y bajo qué circunstancias os cono- resante, tanto con ‘Yo maté a Kurt Cobain’, como actualmente
císteis Virginia y tú. Por cierto, ¿cuál fue tu primera impresión con ‘Long way home’. ¿Cómo surgió la idea y cuál es tu aporta-
de aquel encuentro? ción en este proyecto?
JESÚS.- Pues verás, nos conocimos en el Conservatorio de JESÚS.- Fue una idea de Virginia y Miguel Zurita. Ella me
Málaga, yo tendría unos diecisiete años. Ella estaba en Arte comentó la idea y yo le propuse darle un enfoque musical New
Dramático y yo estudiando Solfeo. Después, durante un Orleans, destacando ciertos parámetros musicales, dentro de
tiempo, dejamos de tener contacto y, veinte años más tarde, una línea conductora coherente.
volvimos a coincidir en el estreno de ‘El Profeta Loco’. ¿Lo que TM.- Para terminar, y es una pregunta para los dos, ¿qué punto
más me impresionó de aquel primer encuentro con Virginia? fuerte destacaríais de vuestro último trabajo juntos, ‘Long way
Fue su carácter, era una chica muy carismática. home’? Y, por otro lado, según lo que habéis podido constatar
TM.- Has compuesto para cine y teatro, compartido tablas hasta este momento, ¿cuál es la reacción del público que asiste
con grandes de la talla de Raimundo Amador, Richard Ray a vuestro espectáculo, en general? Y por cierto, ¿con cuál de
Farrell o Lito Fernández, entre otros, trabajado con Julio los dos nombres nos quedamos? ¿’Long way home’, ‘Largo
Fraga y bajo la batuta de Miguel Muñoz Zurita, triunfando camino a casa’, o ambos?
actualmente en los teatros de toda España con la obra ‘El VIRGINIA/JESÚS.- ¿El punto fuerte? El enigma que traen
Jurado’, dirigida por Andrés Lima y ahora, sobre el escenario, consigo éstos dos personajes, de dónde vienen y el por qué son
con Virginia Nölting en ‘Long way home’. ¿Qué destacarías como son, es algo tan intrigante y a la vez tan inquietante que
de este nuevo espectáculo y cuáles son las diferencias más incita a cualquiera a trabajar en una experiencia tan altamente
notables con el anterior ‘Yo maté a Kurt Cobain’? gratificante como esta.
JESÚS.- La diferencia más notable es que en ‘Yo maté a Kurt En cuanto al público la reacción ha sido espléndida, en general,
Cobain’ la música prácticamente ya estaba planteada, así que coinciden al término del espectáculo en un regusto de entu-
yo me centré sobre todo en la adaptación. En cambio, en ‘Long siasmo participativo, porque la obra les hace reflexionar, crear
way home’ el estilo está mucho más definido, hay un hilo con- sus propias cábalas y finalmente modelar la historia de Marietta
ductor con aromas sureños y sonido ‘New Orleans’ y la impli- y Ramiro desde un punto de vista muy personal y subjetivo,
cación en el trabajo, en mi caso, ha sido mayor. siendo el resultado siempre diferente, dependiendo del punto de
TM.- No he conocido jamás a nadie que sea capaz de vista de cada uno de los espectadores. Con respecto al nombre,
componer ‘en vivo y en directo’ con tanta rapidez y eficacia mejor quedémonos con los dos, así lo entenderá todo el mundo.
como lo haces tú; dirigir y estructurar los espacios sonoros
de una obra u orquestar un cuarteto de viento madera en Entrevista: Miguel Ángel Magnani
cuestión de minutos, y todo esto desde mucho antes de tener
acceso a los adelantos de esta ‘bendita’, para muchos
imprescindible, tecnología. Está claro que transpiras música
por los cuatro costados, amigo. A la hora de abordar una
nueva composición, ¿intentas establecer algún tipo de orden
determinado, o por el contrario prefieres esperar a dejarte
llevar por un momento de inspiración? En definitiva, ¿cómo
configuras tu proceso creativo?
JESÚS.- Pues la verdad es que no suelo seguir un orden
determinado a la hora de componer. Aunque si se trata de una
composición orquestal suelo guiarme por secuencias rítmicas
de cuerdas que me facilita personalmente más el proceso
creativo.


TEATRO CÁNOVAS JUEVES 01
VIERNES 02
DICIEMBREJUEVES 15
VIERNES 16


Tatiana
Belova

Profesora de inglés titulada
Clase particulares a niños, en casa o bien a domicilio. Málaga y alrededores.
Método fácil aprendizaje.

Дипломированный преподаватель английского языка предлагает уроки
английского для детей любого возраста у себя на дому или с выездом к вам.

Малага и окрестности. 665 417 906
Легкий и эффективный метод.
tatianabelova.costadelsol@gmail.com

¿Quieres que tu negocio aparezca aquí?

solicita información por email: info@talentosdemalaga.com

722 290 193


EN DICIEMBRE


Click to View FlipBook Version
Previous Book
2.TM
Next Book
http://www.vitaminofhealth.com/kara-keto/